Local

Fomento garantiza sin plazos dinero para el ferrocarril en plena crisis

En la primera reunión de Griñán con el Gobierno de Zapatero, el ministro de Fomento se comprometió ayer a continuar el "esfuerzo inversor" para completar la red de ferrocarril. Blanco eludió dar plazos o cifras -el Ejecutivo deberá aportar 11.490 millones hasta 2013-, pero garantizó que, en plena crisis, los proyectos no corren peligro.

el 16 sep 2009 / 03:45 h.

TAGS:

En la primera reunión de Griñán con el Gobierno de Zapatero, el ministro de Fomento se comprometió ayer a continuar el "esfuerzo inversor" para completar la red de ferrocarril. Blanco eludió dar plazos o cifras -el Ejecutivo deberá aportar 11.490 millones hasta 2013-, pero garantizó que, en plena crisis, los proyectos no corren peligro.

Dos nuevos interlocutores pero la misma sintonía. El presidente de la Junta, José Antonio Griñán, y el ministro de Fomento, José Blanco, escenificaron ayer que la relación entre ambas administraciones seguirá la senda de "entendimiento" que mantenían sus antecesores, Manuel Chaves y Magdalena Álvarez. En la primera reunión de Griñán con el Ejecutivo de Zapatero, la administración central se esforzó en transmitir que su compromiso con Andalucía es sólido, de ahí -recordó Blanco- que el propio presidente haya elegido a la comunidad como "precursora" del nuevo modelo económico sostenible. Pero el ministro no trajo cifras concretas de las inversiones ni desgranó el calendario.

El compromiso con esta tierra se materializará, aseguró, en un "esfuerzo inversor" para completar la red de ferrocarriles y de alta velocidad, la "gran apuesta del Gobierno para Andalucía". Las obras de las grandes infraestructuras, dijo Griñán, servirán para "paliar la crisis y avanzar en la cohesión territorial". Aunque el ministro eludió dar plazos y cantidades, garantizó que los proyectos siguen en pie, pese a la crisis. De hecho, ayer se alcanzaron acuerdos para dar un empujón a un listado de obras, muchas de ellas ya en marcha. La conexión de todas las capitales con AVE, la gran promesa de la legislatura, mantiene la fecha de 2013.

La implicación del ministerio es clave para que se pueda llevar a cabo el Plan de Infraestructuras para la Sostenibilidad del Transporte (PISTA) 2007-2013, que prevé una inversión de 30.000 millones. 22.000 de ellos corren a cargo del Gobierno. El Ejecutivo deberá aportar 11.490 millones para hacer realidad las actuaciones previstas en materia de ferrocarril. Desde 2004, Fomento ha inyectado 8.197 millones en la región. En una coyuntura tan delicada, la "disposición" que mostró ayer el ministro, aunque no deja de ser un compromiso político, cobra más importancia. Griñán no quería irse de vacío de su encuentro con Blanco, más aún cuando Madrid y Cataluña arrancaron compromisos de envergadura en sus entrevistas anteriores. Madrid logró desatascar obras como la M-50 y Calaluña puso fecha al traspaso de los Cercanías, tal y como establece su Estatut: 2010.

Este tema también se trató en la cita en Sevilla. Gobierno y Junta acordaron diseñar antes de que acabe el año un plan de servicios ferroviarios. El objetivo es que en el primer trimestre de 2010 se alcance un pacto sobre la gestión de los trenes en Andalucía, tal y como fija el Estatuto. La Junta exigía un paquete inversor para hacerse con las competencias de los Cercanías, una red que aún está muy limitada. La consejera de Obras Públicas, Rosa Aguilar, explicó en comparecencia parlamentaria que el modelo andaluz es diferente del catalán y que la comunidad "no sólo necesita cercanías metropolitanos, sino redes interprovinciales". La comisión bilateral "chequeará" las necesidades de infraestructuras y cuantificará los recursos que el Estado deberá poner encima de la mesa.

  • 1