viernes, 22 marzo 2019
15:32
, última actualización
Local

Gabinetes de crisis

Sólo quien se haya visto en un aeropuerto, bloqueado durante horas, con niños pequeños y sin información fiable, puede evaluar el estado de ánimo de los cientos de pasajeros de la T4.

el 15 sep 2009 / 21:01 h.

Sólo quien se haya visto en un aeropuerto, bloqueado durante horas, con niños pequeños y sin información fiable, puede evaluar el estado de ánimo de los cientos de pasajeros de la T4. Tras varios días de huelga encubierta de los pilotos la nieve agravó la situación. Además, de nuevo, miles de coches quedaron bloqueados. Así volvían a quedar patentes las carencias endémicas que tiene este país ante las situaciones de emergencia. A la espera de datos que estudien y evalúen la actuación de las diferentes administraciones, el gobierno tendrá que asumir que no ha sabido "abrigar" a los ciudadanos en un momento límite. Las soluciones no siempre están en la mano del responsable político, pero una buena gobernanza hubiera detectado la necesidad de gabinetes de crisis, de coordinación de recursos publico y privados, y, desde luego, de un refuerzo de información y asistencia directa a los afectados.

Ello quedó de manifiesto ayer cuando Magdalena Álvarez compareció en Barajas. Dio datos sobre la puesta en marcha del aeropuerto comparándola con cierres aeroportuarios en otros países. Sobre la atención al usuario, que es la clave, la ministra enumeró numerosas ayudas asistenciales a los pasajeros, pero éstas, evidentemente, o no funcionaron o fueron insuficientes, según los múltiples testimonios. Anunció un expediente a Iberia por el maltrato a sus clientes. Y pidió disculpas por ello, lo que está bien, pero no basta. El fallo de información y atención hace pensar en la necesidad de gabinetes de emergencias que garanticen la gestión eficaz de recursos y medidas. De eso, o algo similar, no se dijo nada.

Por su parte, el jefe de la oposición, Mariano Rajoy, que quiere mayor eficacia, ha pedido la dimisión de la ministra por la gestión de la crisis. Es de esperar que además promoverá investigaciones en las administraciones implicadas, gobernadas por el PP, sobre posibles fallos dentro de sus competencias. Y que, desde luego, exigirá responsabilidades a Montserrat Nebrera por las lamentables declaraciones de la diputada popular sobre el acento andaluz de la ministra.

Periodista

opinion@correoandalucia.es

  • 1