Local

Gaesco pide más medidas para sacar los 27.000 pisos en stock

La patronal aplaude la rebaja del IVA, pero reclama más ayudas para recuperar la venta deviviendas

el 20 ago 2011 / 18:34 h.

TAGS:

Unos obreros trabajan en la construcción de una promoción de viviendas en Sevilla.

La rebaja del IVA de la vivienda de nueva construcción, que se traduce en un tipo superreducido del 4% frente al 8% actual, anunciada el viernes por el Gobierno central ha sido acogida con optimismo en la patronal del sector. Sin embargo, promotores y constructores creen que es "insuficiente" y "algo tardía" para recuperar las ventas y dar salida a los 27.000 pisos en stock que hay en la provincia, máxime cuando dicha medida tiene como fecha de caducidad el 31 de diciembre.


El presidente de la Asociación Empresarial Sevillana de Constructores y Promotores (Gaesco), Miguel Rus, aplaudió ayer la decisión del Ejecutivo, ya que se "trata de una de las demandas que veníamos reclamando, más aún cuando en julio del año pasado el IVA de la vivienda nueva subió un punto". "Es una buena medida, más aún cuando la vivienda es un producto por el que se paga siete y ocho veces el mismo impuesto" desde que se adquiere el suelo hasta que el consumidor la adquiere, por lo que "se puede disminuir y ajustar el IVA", resalta Rus.


No obstante, asegura que se trata de "una medida tardía, cuando ya se le ha hecho mucho daño al sector y cuando muchas viviendas han caído en manos de los bancos, aunque más vale tarde que nunca". Para Rus el Gobierno debía haber aprobado esta medida al menos "a principio de año porque ya hemos perdido siete u ocho meses".


Pero lo que más lamenta Gaesco es que se haya establecido un periodo tan corto para la medida, ya que esta rebaja se mantendrá hasta el 31 de diciembre, es decir, que el comprador tendrá 120 días si quiere beneficiarse de esta ayuda. "Por lo menos se tenía que aplicar lo que queda de año y el que viene, con opción a que se renueve dos años más. Aunque si verdaderamente se quiere reactivar el sector se tendría que implantar la rebaja durante unos cuatro o cinco años", afirma Rus.


Y es que en la actualidad, según el Informe sobre el Sector Inmobiliario Residencial elaborado por Catalunyacaixa, en la provincia de Sevilla hay 27.000 viviendas nuevas sin vender. La mayoría de ellas se encuentran en el área metropolitana, ya que, como afirma el propio Rus, "en la capital en la actualidad no hay problemas de stock", sino que el obstáculo con el que se encuentra el sector es "el precio desorbitado" por el elevado coste del suelo. Es en el área metropolitana donde los precios "se están ajustando para hacerlos más interesantes".


Por eso, Rus aboga por que el Gobierno adopte otro tipo de medidas como recuperar la desgravación fiscal por la compra de vivienda, ya que "en 2011 se ha notado un descenso en las ventas", pero más que nada apuesta por aprobar "ayudas en el momento de la compra". Así plantea algunas como, en lugar de abonar todo el IVA del precio en ese momento, "fraccionar el pago al igual que se hace con la hipoteca, porque a muchas familias les cuesta afrontar lo gastos del principio". "Los promotores y financieras estamos haciendo un esfuerzo que se debe ver apoyado por el Gobierno", señala, aunque reconoce que la mitad del IVA es "que una familia tenga que pagar entre 4.000 y 8.000 euros menos".

  • 1