martes, 11 diciembre 2018
00:07
, última actualización
Local

Garantiza diálogo a Cataluña aunque lamenta que Mas sólo cree problemas

En su balance del año Rajoy ha dedicado una parte de su intervención inicial a la situación en Cataluña para lamentar esa actitud del presidente de la Generalitat.

el 26 dic 2014 / 16:30 h.

TAGS:

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha garantizado hoy el diálogo con Cataluña en el nuevo año pero nunca para hablar en contra de la soberanía nacional, y en ese contexto ha lamentado, en alusión a Artur Mas, que haya gobernantes que tengan como prioridad crear problemas en vez de solucionarlos. En su balance del año al término de la última reunión del Consejo de Ministros en 2014, Rajoy ha dedicado una parte de su intervención inicial a la situación en Cataluña para lamentar esa actitud del presidente de la Generalitat. "Lamento que algunos hayan abandonado lo que debería ser la prioridad de cualquier gobernante: solucionar problemas, en vez de crearlos, y atender al bienestar de las personas", ha señalado. Ha garantizado que su Gobierno va a seguir trabajando por los intereses de los ciudadanos catalanes y por lograr que también vean la recuperación lo antes posible, y va a propiciar la concordia y el entendimiento. Al pedirle que concretara qué va a hacer para esa concordia, ha dicho que él está dispuesto a hablar de todo menos de la unidad de España, de liquidar la soberanía nacional o de hacer algo que afecte a la igualdad, los derechos fundamentales o las libertades de los españoles. "Si hablara de eso, no sería yo, y, de momento pretendo seguir siéndolo", ha señalado Rajoy. Además, ha puesto en valor las medidas que en favor de la financiación de las comunidades autónomas se presentaron esta semana en el Consejo de Política Fiscal y Financiera y hoy han sido aprobadas por el Consejo de Ministros. "Va a ser un ahorro para todos los españoles y un alivio para las comunidades", ha precisado antes de considerar que, con ello, se manda el mensaje de que existe un Estado solidario que ayuda a todos, principalmente en los momentos de mayor dificultad, y que contribuye a garantizar los grandes servicios públicos como la sanidad o la educación. A su juicio, lo que se tiene que hacer es pedagogía para explicar "dónde está cada uno". Al ser preguntado por las referencias del Rey a Cataluña en el mensaje de Navidad en las que aludió a la existencia de un debate de sentimientos, el presidente se ha limitado a señalar que, "como a una inmensa mayoría de españoles", le parecieron muy bien las palabras de Felipe VI. Pero no ha entrado a hacer más comentarios al respecto porque ha considerado que, como presidente del Gobierno, no debe hacerlo. Respecto a la reunión que mantuvo el pasado lunes en el Palacio de la Moncloa con la presidenta andaluza, Susana Díaz, y ante las declaraciones en las que ella dijo que le había trasladado que la vía para solucionar el problema catalán era la reforma de la Constitución, ha explicado que su respuesta fue que le planteara la reforma que defiende y él la estudiaría.

  • 1