viernes, 14 diciembre 2018
02:59
, última actualización

Gines representa el cuento de Navidad 'El día que Jesús no quería nacer'

Lejos de ser una interpretación textual, el cuento se adapta a la musicalización que en 2011 hicieron Alfonso Sánchez Santiago y Jesús Bola.

el 28 nov 2014 / 12:47 h.

La representación que tendrá lugar en El Tronío de Gines fue presentada ayer en la Casa de la Provincia. / El Correo La representación que tendrá lugar en El Tronío de Gines fue presentada ayer en la Casa de la Provincia. / El Correo ¿Se imagina que la envidia, la hipocresía o el egoísmo hubiesen impedido el nacimiento del Jesús? Imagíneselo ahora contado a lo ginense. Pues así, con una denominación de origen 100 por cien de Gines, se interpretará el cuento de Navidad de Antonio García Barbeito El día que Jesús no quería nacer. Los próximos 12, 13 y 14 de diciembre, coincidiendo con el tradicional Mercado Medieval y Navideño, el Teatro El Tronío acogerá la representación musicalizada del texto que, allá por 1987, fue el preludio de una Navidad de esas para reflexionar. Para pensar algo más en la comunidad. Hace tres años, Jesús Bola y Alfonso Sánchez Santiago dieron ritmo musical al texto de García Barbeito con la intención de grabar un disco para recaudar fondos para Cáritas. Un año más tarde saltó a las tablas de la Sala Turina, con apoyo de intérpretes experimentados, pero ahora el cuento de Navidad será una puerta abierta a amantes de la interpretación noveles y, como no, de Gines. Después de pasar un casting que sacó a lucir el espíritu artístico local, una veintena de cantantes y actores que hasta ahora lo hacían por afición subirán al escenario de El Tronío durante tres días como una compañía tan profesional como otra. Bajo el nombre de Gines actúa, aficionados, alumnos de la Escuela Municipal de Música y Danza y de la Coral Polifónica de Gines han hecho de todos un uno para, como se refirió el autor de la obra ayer en la presentación del evento en la Casa de la Provincia, «convertir el cuento en una obra preciosa y un clásico de la Navidad». El día que Jesús no quería nacer es, según García Barbeito, un cuento hecho con «las tripas en el alma». Literatura hecha música que es la representación del Amor, de ese que Dios quiso infundir en el mundo con su Hijo. Amor con el que la veintena de intérpretes ginenses se esfuerzan a diario de la mano del director de escena, Antonio Álamo; del productor musical, Jesús Bola, así como de María José Posada o Miguel Montiel, al frente de la organización. ~

  • 1