Deportes

Gordillo: "Ningún club del mundo sube y echa a su entrenador"

el 03 may 2011 / 13:09 h.

El presidente del Betis, Rafael Gordillo, se dio ayer una vuelta por el Real de la Feria acompañado por su vicepresidente, José Antonio Bosch, y entre caseta y caseta tuvo tiempo de ser abordado por los medios de comunicación. Hacía mucho tiempo que los dirigentes verdiblancos no cruzaban el umbral de la portada de Los Remedios y el gesto, ya novedoso de por sí, contó con el añadido de unas declaraciones muy clarificadoras sobre uno de los asuntos de moda en Heliópolis: el futuro de Pepe Mel. Gordillo, algo cansado de un debate que según ellos no existe dentro del club, estuvo claro, rotundo y consecuente. "El míster es lo principal, y no me suena que a un entrenador que ascienda lo echen. No he visto ningún club del mundo que ascienda y eche al entrenador. Si hubiéramos perdido siete u ocho partidos, nos habrían pagado a Pepe, a mí y al que fuera, pero las cosas se están haciendo bien y la gente es normal que quiera a Mel. Es el entrenador del ascenso", reconoció.

El exfutbolista también habló del futuro de otro elemento clave en este Betis: Achille Emana. "Es un jugador muy importante para el equipo que estaba en línea ascendente. Es una pena su lesión por él, por el chaval, que estaba jugando bien. Es una pena que no pueda disfrutar de estos partidos bonitos, aunque el equipo tiene gente suficiente para paliar su baja", dijo Gordillo, que preguntado por la posibilidad de que sea traspasado en los próximos meses contestó lo siguiente: "No sé si el del domingo habrá sido el último partido de Emana en el Betis, eso dependerá de las circunstancias en verano".

En cuanto al ascenso, el presidente verdiblanco recordó que  "aún queda un pasito", aunque admitió que "algo habrá que hacer para celebrar el ascenso". "El Betis huele a Primera, pero todavía queda tiempo y no se puede preparar con tanto tiempo, hay que dar ese último pasito aún y ser prudentes, como hacen los jugadores", advirtió. Otro de los asuntos de actualidad es precisamente dónde puede ascender el Betis, y Gordillo lo tiene claro: "Es mejor subir en Tarragona que hacerlo en casa sin jugar. Sería un espectáculo para la afición ascender en Tarragona, pero son solo posibilidades, todavía no está hecho", insistió.

  • 1