domingo, 16 diciembre 2018
00:18
, última actualización
Deportes

Grupo difícil pase lo que pase

PREVIA. Si vence hoy en Praga al Nymburk, despedirá la primera fase como segundo y le esperará el invicto Krasnodar y Valencia o Galatasaray.

el 16 dic 2014 / 10:20 h.

Porzingis tapona a Pomikalek en el partido del San Pablo. / Inma Flores Porzingis tapona a Pomikalek en el partido del San Pablo. / Inma Flores La primera fase de la Eurocup vive hoy su última jornada. Baloncesto Sevilla acude con la tranquilidad de tener sellada desde la jornada anterior su clasificación para el Last 32, siguiente etapa de una competición que va a experimentar una sensible elevación del nivel. Hasta ahora, la segunda competición europea del baloncesto ha permitido notorios altibajos a Baloncesto Sevilla sin que, por ello, haya peligrado en exceso su pase, aunque es cierto que lo puso en riesgo. A partir de ahora, porque además son menos partidos (seis), el margen de error es menor, como también mayor el potencial de los rivales que le esperan en la lucha por un puesto entre los 16 mejores de la competición. Serán ocho grupos de cuatro equipos y pasarán los dos primeros. Si gana en esta última jornada al Nymburk en el Tipsports Arena de Praga, una magnífica instalación multiusos con capacidad para 13.000 espectadores (acogió en 2012 la final de la Copa Davis entre España y la República Checa, y hace pocas semanas la final de la Copa Federación también de tenis, además de ser escenario habitual de partidos de hockey hielo), el segundo puesto que ocupa antes de iniciarse esta décima jornada en el grupo C será suyo; si pierde, descenderá hasta el cuarto lugar, el último que da derecho a jugar el siguiente nivel del torneo. En un caso u otro, le espera un grupo difícil, y no es en absoluto descabellado pensar que como cuarto engrosará un grupo algo más asequible dentro de la dificultad. Porque en el Grupo N, el que tendrá en caso de lograr hoy su sexta victoria del curso en Europa, sería recibido por el Lokomotiv Kuban Krasnodar, que en una primera impresión puede despistar, porque es, junto al Herbalife Gran Canaria uno de los dos únicos que permanecen invictos. Cuenta con cinco jugadores estadounidenses, entre ellos varios con buenos números en la NBA y dos viejos conocidos, Richard Hendrix (Granada, Maccabi Tel Aviv) y Aaron Miles, el base que pasó por Sevilla en la 2007-08. El equipo que llegaría aquí de la Euroliga también será potente, Valencia o Galatasaray, que tratan de eludir la última plaza del grupo D, que ocupan los de Velimir Perasovic con un triunfo menos que los de Ergin Ataman, que cuenta en su roster con el expívot del FC Barcelona Nate Jawai, o el exmadridista Martynas Pocius, además del base portorriqueño con amplio recorrido en la NBA Carlos Arroyo, que jugó este verano en Sevilla con su selección en la primera fase del Mundial. El tercer rival sería el Krasny Volvogrado ruso o el Ploiesti rumano. En el Grupo C del Last 32 llega como primero el Lietuvos Rytas (7-2 de balance), y de la Euroliga, o bien el Turow polaco, que sólo ha ganado un partido, al Bayern de Munich del excajista Dusko Savanovic, que también podría ser rival de los sevillanos. Entre Ostende, Dijon o el histórico Cantú estaría el tercer rival para pelear una de las dos plazas.

  • 1