Deportes

Hasta el notario amenazó con irse de la sala

La Junta de Accionistas del Betis estuvo marcada por el incívico comportamiento de los 'invitados' de Lopera, que no pararon de increpar a los opositores a su gestión.
· Documentos anexos: Preguntas a la Junta y razones por las que Nuestro Betis votó en contra de las propuestas

el 14 sep 2009 / 21:47 h.

Documentos:

· Las preguntas que la oposición hizo a Lopera en la Junta de Accionistas
· Las razones por las que Por Nuestro Betis votó en contra de las propuestas del Consejo de Administración en la Junta de Accionistas

"Como esto se convierta en una riña de patio de vecindad, el que me voy soy yo". Eso dijo el notario Luis Peche tras las primeras discrepancias serias entre los accionistas opositores a Lopera y los 'invitados' de éste, cerca de un centenar, que no pararon de increpar toda la noche.

La Junta General de Accionistas del Betis transcurrió en un ambiente muy tenso. La oposición venía con las baterías cargadas de preguntas, comprometedoras muchas de ellas, y Lopera y su consejo, pese a controlar la mayoría del capital social (un 57% del total estaba representado en la mesa y un 11% en el resto de la sala, para un 68% en total) tuvieron la 'feliz idea' de 'invitar' a un nutrido grupo de aficionados, ultras muchos de ellos, para que presenciaran, sin voz ni voto, el transcurso de la Junta.

Voto no tendrían, pero la voz no pararon de utilizarla durante toda la noche, entre los airados gritos del presidente José León, pidiendo silencio de forma insistente y amenazando de forma reiterada a los chillones con un "a la próxima os echo", que nun- ca se llegaba a concretar para desesperación de los opositores, increpados cada vez que tomaban la palabra.

De esta guisa tuvo que transcurrir la Junta General Ordinaria de Accionistas del Real Betis SAD, impugnada en sus prolegómenos por el letrado César Gil de Viedma (acudía en representación de Francisco Galera, hijo del ex presidente Hugo Galera), quien hizo constar ante el notario el hecho de que piensa solicitar que se declare "nula de pleno derecho y nulos todos los acuerdos que se adopten por atentar contra el artículo 21 de los estatutos del club", pues entiende este accionista que no se cumplió con el mismo, referido a que todo accionista puede ser representado en la Junta por otra persona.

Pese a esta solicitud de nulidad la Junta siguió su cauce. Se leyeron todos los puntos del orden del día (presupuesto para este curso de 33 millones y otros 33 de superávit del pasado, por las ventas de Oliveira y Joaquín), se ratificaron los nombramientos como consejeros del propio Lopera -no lo era el año pasado-, Luis Navarro y Antonio Álvarez, se confirmaron las dimisiones de Martín, Arredondo, Nuchera, Ballesteros, Páez y Villarán -ausentes todos ellos- y se procedió a una larguísima serie de más de 200 preguntas en las que la oposición pidió todo tipo de explicaciones sobre Farusa, Encadesa, sociedades patrimoniales, avales, contravales y convenios urbanísticos. Lopera explicó tenerlo todo bien documentado y auditado, la oposición no se creía nada, los ultras no paraban de gritar como cafres y así el bochorno se fue apoderando de la noche hasta bien entrada la madrugada?

Desde la mesa presidencial no se contestó prácticamente ninguna de las preguntas formuladas por los accionistas minoritarios, que decidieron marcharse en masa justo después de las votaciones, que por supuesto ganó Lopera con su mayoría accionarial cuando por las pantallas gigantes de video que había en la sala empezaron a proyectar un video sobre cómo Lopera salvó al Betis en 1992, su película favorita.

BÉTICOS POR EL VILLAMARÍN DENUNCIA AMENAZAS DE MUERTE

Una vez fuera de la sala, Emilio Soto, uno de los portavoces de Béticos por el Villamaría, llegó a denunciar "amenazas de muerte" por parte de los invitados presentes en la sala, que provocaron la presencia policial en la misma. "Salgo para llamar a la Policía porque estamos recibiendo amenazas de muerte. Esto es una vergüenza, peor que una dictadura. Ha sido la peor junta de accionistas de todas las que recuerdo. Vamos a impugnarla y vamos a tomar medidas legales", señaló Soto.

LAS CIFRAS DE LA JUNTA

El ejercicio económico de la pasada temporada se cerrró con un superávit de 33 millones de euros, después de impuestos, por las ventas de Joaquín y Oliveira. El presupuesto de la temporada 2007/08 será de 33 millones de euros. Los Fondos propios de la entidad, según el informe de gestión aprobado, son de 47 millones de euros, con un incremento del 242% sobre los 13,9 millones del ejercicio anterior. En la Junta estuvieron representados 4,8 millones de euros en acciones, un 68% del capital social. El consejo de administración presente en la mesa representaba a un 57% del capital. El consejo propuso nombrar como nuevos auditores para los tres próximos años a Garrido Auditores SL

  • 1