Cofradías

Hasta un millón y medio de personas disfrutaron al día de las retransmisiones de El Correo TV

Esta casa realizó en Semana Santa una cobertura sin parangón en la historia de las cadenas locales que permitió tener un éxito total con un total de casi diez millones de espectadores.

el 21 abr 2014 / 22:28 h.

TAGS:

El presidente del grupo Morera &Vallejo, Antonio Morera, reunió ayer al equipo implicado en la cobertura para celebrar los buenos datos de audiencia. El presidente del grupo Morera &Vallejo, Antonio Morera, reunió ayer al equipo implicado en la cobertura para celebrar los buenos datos de audiencia.

El Correo TV se planteó este año marcar un antes y un después en la historia de las retransmisiones locales de la Semana Santa. Y el esfuerzo ha obtenido sus frutos. Según datos contrastados por la empresa eliteHD, hasta un millón y medio de espectadores eligieron El Correo TV para disfrutar de la semana grande de la ciudad. A lo largo de la semana, la media de espectadores se situó por encima del millón; alcanzando durante las retransmisiones del Lunes Santo, Madrugá y Viernes Santo picos de hasta un millón y medio de espectadores al día viendo La pasión no acaba –título del programa que daba cobijo a la difusión audiovisual de los cortejos– a través del streaming de la página web www.elcorreoweb.es y del respectivo canal de televisión.

La ambición con la que se preparó la cobertura llevó a esta casa a disponer de dos sets;en MetropolParasol –conocido como las Setas de la Encarnación– y en la Sala Capitular del Ayuntamiento de Sevilla. Ambas ubicaciones, representativas de la ciudad moderna y la clásica, otorgaron una gran vistosidad a las retransmisiones, permitiendo aumentar la popularidad de estas. Todo el operativo recayó sobre un nutrido grupo de profesionales encabezados por Víctor García-Rayo y Elizabeth Ortega, directora de El Correo TV.

Además de las imágenes ofrecidas desde enclaves icónicos como La Campana y la calle Sierpes, El Correo de Andalucía TV emitió durante toda la Semana Santa imágenes exclusivas del paso de las cofradías por el Arenal, con especial atención al punto emblemático de la calle Adriano y la presentación de las hermandades ante la capilla del Baratillo.

El set instalado en MetropolParasol fue el epicentro desde el cual se gestionaba y difundía todas las imágenes y conexiones que hasta allí llegaban. Unas retransmisiones que comenzaron el Viernes de Dolores y tenían previsto concluir en el mediodía del Domingo de Resurrección, con la entrada de la hermandad del Resucitado, que frustró la lluvia.Con ello se ha pretendido atender a todas las sensibilidades, llevando a los hogares todas y cada una de las cofradías que procesionan durante la Semana Santa.

Al margen de esta programación ininterrumpida, el equipo humano de ElCorreo de Andalucía TV permitió mostrar el paso de los Armaos de la Macarena por la Plaza de la Encarnación, entre otros muchos momentos de interés, como la salida de la hermandad del Gran Poder. El discurrir de las cofradías por toda la Carrera Oficial completó un dispositivo que se detuvo especialmente en numerosas salidas y entradas; instantes que se viven con gran fervor y que constituyen algunos de los momentos más emocionantes de la Semana Santa.

En el set de Metropol Parasol, García-Rayo contó, siempre en directo, con un amplio equipo de periodistas que le acompañaron comentando la actualidad en cada momento, pero respetando siempre el máximo protagonismo de las cofradías;ante cuyo desfilar mandaba la música o el silencio que acompañaba a estas. Por su parte, Elizabeth Ortega, junto a otros compañeros de este medio, abordó en el Ayuntamiento y en los palcos de la Plaza de SanFrancisco numerosas entrevistas a políticos y personalidades que ofrecieron sus particulares visiones de la Semana Santa.

Se ha tratado, en definitiva, de una apuesta histórica en la que se ha conseguido fusionar los 115 años de historia del decano de la prensa de Sevilla con la joven vida de una televisión que ha mostrado al mundo la mejor Semana Santa posible.El premio; ese millón y medio de espectadores de los cinco continentes que eligieron acompañarnos.

  • 1