Hilos multicolores que conectan siglos después a Coria del Río con Japón

Coria del Río vuelve a acercarse al rincón más exótico de su historia.

el 21 feb 2010 / 19:20 h.

Una monitora japonesa enseña a las corianas la técnica.

Más de 40 alumnas han elaborado pelotas japonesas, denominadas mari, unas esferas confeccionadas con hilo que dan como resultado una obra artística multicolor.

Se trata de una tradición con más de cuatro siglos de existencia y que tuvo como labor primigenia el deseo de alcanzar una mayor longevidad. Así, cuando nacía una niña, los familiares de la misma confeccionaban estas manualidades hasta llegar a 51 esferas que, una vez engarzadas dan lugar a los sagemon, unos móviles colgantes. Y el número no es casual. Hace siglos, la esperanza de vida rondaba los 50 años.

Es conocida la vinculación de la localidad con el pueblo japonés desde que en 1614 una expedición nipona llegó a Coria del Río, así como la pervivencia del apellido Japón. Entre los participantes -"aunque sólo vengo a mirar"-, se encontraba Manuel Japón Japón, un septuagenario al que el origen nipón le viene "de padre y madre". "Es un mérito que vengan a Coria a enseñarnos esto, tenemos raíces comunes y eso es muy importante", sostiene.


  • 1