sábado, 17 noviembre 2018
13:12
, última actualización
Cofradías

Impugnado en Palacio el cabildo general de cuentas de Los Gitanos

Una hermana pide que se anule al limitarse la participación de los asistentes y no respetar las Reglas

el 25 feb 2012 / 20:16 h.

Las imágenes titulares de la corporación de la Madrugá estarán vigiladas por cámaras.

De nuevo en la mesa del delegado episcopal para Asuntos Jurídicos vuelve a obrar un escrito de impugnación de un cabildo de Los Gitanos. Y van... En esta ocasión se solicita la anulación del último cabildo celebrado, el general de cuentas del pasado 30 de enero, en el que los hermanos aprobaron, sin embargo, por una amplia mayoría el estado de cuentas de 2011 y los presupuestos para el presente ejercicio.


En el escrito de impugnación, presentado el pasado 3 de febrero en la Plaza Virgen de los Reyes, se solicita la anulación del cabildo y de los acuerdos adoptados en él toda vez que, supuestamente y según se esgrime en el documento, se han desviado fondos generados por la Bolsa de Caridad a los presupuestos generales de la hermandad, algo que a juicio de la recurrente contraviene las reglas de la corporación, más si cabe cuando la Bolsa de Caridad llena una contabilidad aparte. En concreto, la junta de gobierno habría contabilizado en una partida independiente como ingresos extraordinarios una suma superior a los 17.000 euros, obtenidos a través de un festival y de un sorteo en el estadio del Sevilla F.C. organizados por la Bolsa de Caridad.


En el escrito se solicita igualmente la anulación del cabildo por no respetarse las reglas de la hermandad en cuanto a la presentación de justificantes de las partidas contabilizadas, en especial los referidos a los contratos y justificantes de gastos derivados de la adquisición de patrimonio de la sección musical de la hermandad.

La hermana recurrente esgrime también que durante el desarrollo del cabildo se limitó la participación de los hermanos al establecer la junta de gobierno un turno cerrado de preguntas sin derecho a réplica, lo que vulnera el derecho de los asistentes a plantear cuestiones o solicitar información.


La noticia de la impugnación del cabildo se une al creciente malestar de un grupo de hermanos que denuncia la "falsa democracia" que impera en los cabildos de esta corporación debido a la existencia de una importante bolsa de votos cautivos asociada a los componentes de la nueva sección musical, que votan "ciegamente" a favor de la junta de gobierno en un "claro trueque de favores". Desde la junta de gobierno se resta importancia a estas denuncias y se achaca su origen a un reducido grupo de hermanos que aún "no han asimilado su derrota" en las pasadas elecciones. "¿Tú crees que si hubiera un malestar general con las cuentas habrían votado en contra sólo 20 hermanos?".

  • 1