Local

Innovación musical en el pregón de Antonio Burgos

Ayer se ensayó por primera vez y el próximo viernes Antonio Burgos podrá escuchar el resultado final de su idea. El próximo 9 de marzo en el Teatro de la Maestranza no sonará una marcha al uso como preludio a la voz del pregonero. (Foto: Javier Cuesta)

el 14 sep 2009 / 23:21 h.

TAGS:

Ayer se ensayó por primera vez y el próximo viernes Antonio Burgos podrá escuchar el resultado final de su idea. El próximo 9 de marzo en el Teatro de la Maestranza no sonará una marcha al uso como preludio a la voz del pregonero. Será un colage con pasajes de tres composiciones.

Se llamará Los gozos de la Madrugá y será algo así como un colage con los pasajes más celebres de tres marchas procesionales: la Saeta número 1 del Silencio, Virgen del Mayor Dolor y Pasan los Campanilleros. La idea de esta innovación musical ha sido del propio pregonero de la Semana Santa, el escritor y articulista Antonio Burgos, mientras que el encargado de engarzar técnicamente las tres piezas ha sido el director de la Banda Sinfónica Municipal de Sevilla, Francisco Javier Gutiérrez Juan.

La composición resultante "no es una marcha en sí", advierte el hombre que dirigirá a los músicos desde el foso del Maestranza, sino un "poema sinfónico en miniatura".

Ha sido el propio pregonero de la Semana Santa quien se ha encargado de seleccionar los pasajes que sonarán de cada una de estas composiciones. "Los trozos que se han escogido de las tres piezas no se han alterado introduciéndoles ningún tipo de arreglo. Hemos respetado al máximo las partituras. Únicamente las hemos adaptado para engarzar una pieza con otra sin que se produzca ninguna cacofonía", refiere Gutiérrez Juan.

Esta adaptación, no obstante, ha requerido que se haya bajado o subido el tono de algunos de los temas para que engarcen unos con otros.

Aún no está cronometrada, pero la pieza musical resultante viene a durar "entre tres y cuatro minutos, lo mismo que una marcha normal".

"Realmente -insiste el director de la Municipal- se trata de fundir tres visiones o imágenes sonoras de la Madrugá", uniendo pasajes de tres marchas de procesión de muy distinto género: la música de capilla (Saeta número 1 del Silencio), los sones de las cornetas y los tambores (Virgen del Mayor Dolor) y la marcha procesional para paso de palio (Pasan los Campanilleros).

La primera de las composiciones, de autor anónimo, sonará en su integridad, engarzando después con un fragmento de la marcha de cornetas y tambores Virgen del Mayor Dolor, compuesta por Alberto Escámez, concretamente a partir del compás número 9, y finalizando con los compases más reconocidos y célebres de la marcha de López Farfán Pasan los Campanilleros, de la que no sonará el trío.

"Técnicamente, no se le puede llamar a esto ni marcha ni obra musical; son más bien tres citas musicales reunidas en homenaje a las distintas formas de la música de la Semana Santa. Es cuestión de gustos. Si a la gente le acaba gustando, el aplauso se lo deben llevar los músicos que la interpreten y el propio pregonero, que ha sido el ideólogo de esta innovación. Es como si su pregón contuviera también una parte musical", relata el director de la Banda.

Después de trabajar durante una semana en su engarce, ayer se ensayó por vez primera la pieza al completo y el resultado, conforme a lo que pedía el pregonero, "ha sido perfecto". "Es una verdadera innovación, ya que creo que será la primera vez que en el pregón de la Semana Santa de Sevilla suene una cosa distinta a una marcha procesional".

Los gozos de la Madrugá sonará el 9 de marzo en el Teatro de la Maestranza como preludio a la voz del pregonero.

  • 1