miércoles, 20 febrero 2019
21:31
, última actualización
Economía

Insur prevé que el alquiler cope un tercio de su negocio en 2011

Inmobiliaria del Sur inicia este año la promoción de sus primeras VPO

el 26 jun 2010 / 21:21 h.

Francisco Pumar, Víctor Bejarano, Ricardo Pumar, Liberato Mariño y Manuel García del Olmo, ayer, durante la celebración de la junta de accionistas de Inmobiliaria del Sur en Sevilla.

Seguirá con la estrategia marcada el pasado año y que le ha permitido capear el temporal a pesar de la profunda crisis del ladrillo. La sevillana Inmobiliaria del Sur (Insur) aprobó ayer sus cuentas en la junta de accionistas y apuntó a las áreas de arrendamiento de oficinas y aparcamientos y de promoción de VPO como sus objetivos para mantener en 2010 los números conseguidos el pasado año. De hecho, espera que la primera de ellas suponga en 2011 un tercio del negocio del grupo en su conjunto y la mitad de la pata de promoción, ya que prevé que esta actividad genere 20 millones el próximo año, frente a los 15,04 millones obtenidos en 2009.

"El arrendamiento está creciendo de manera sólida y empleando fondos propios", aseguró el presidente de la compañía, Ricardo Pumar, que precisó que en 2009 la empresa puso en carga tres nuevos edificios, situados en Sevilla (Insur Cartuja), en la localidad malagueña de Marbella y en Huelva. Esto le supuso una inversión de 42,3 millones. A esto hay que añadirle los 19,5 millones destinados a la compra de tres inmuebles ya arrendados.

En lo que se refiere a la VPO, este año se iniciarán las primeras promociones, área que la empresa espera que a medio o largo plazo suponga un tercio del negocio de la promoción. La primera de ellas se situará en el municipio sevillano de Tomares, con 90 viviendas en este régimen, mientras que prevé llevar a cabo otra incursión en este ámbito a través de una promoción de 80 casas en la capital hispalense.

"A pesar de la situación de colapso que vive el sector y aunque el beneficio neto se redujera el 17% en 2009, otros parámetros, como la cifra de negocios y el Ebitda" -que crecieron un 2,1%, hasta 54,6 millones, y el 26,3 %, hasta los 29,8 millones, respectivamente- "dan buena cuenta de que se ha cerrado un buen ejercicio", aseguró Pumar.

Otra de las apuestas de Insur se basa en iniciar la actividad de construcción para terceros "aprovechando nuestra experiencia adquirida" y de gestión de activos inmobiliarios en sus distintas modalidades también para terceros, "especialmente para entidades financieras".

"En esta coyuntura nos ofrecemos como constructores para terminar esas promociones iniciadas por terceros y también para gestionar las mismas", agregó Pumar, quien precisó que en ese área no hay previsiones, toda vez que "estamos en fase de ofrecer esos servicios, sobre todo a las entidades financieras".

En cualquier caso, Pumar destacó el cambio en la tendencia experimentado por el sector de la promoción inmobiliaria, ya que ésta se sitúa al alza desde el cuarto trimestre de 2009, algo que se ha mantenido en los primeros tres meses de 2010, cuando ganó un 310% más que el año anterior en este apartado.

Durante la junta de accionistas, en la que se aprobaron las cuentas, se dio luz verde a la distribución de un dividendo complementario de 0,19 euros por acción sobre los resultados del pasado año, un reparto que se hará efectivo el próximo 15 de julio.

Con recursos para hacer frente a la coyuntura

Si hubo un mensaje repetido ayer en la junta de accionistas de Inmobiliaria del Sur ése fue el de la capacidad de la empresa para hacer frente a la crisis, a pesar de que su sector es uno de los más damnificados. Ricardo Pumar y Francisco Pumar -director general de la compañía- coincidieron en lanzar un "mensaje de optimismo" a sus accionistas, ya que apuntaron como factores clave de la empresa el aumento de la eficiencia y de la productividad, así como su solvencia y capacidad financiera.

Ricardo Pumar destacó la "acertada estrategia del grupo durante los últimos tiempos, consistente en la potenciación de la actividad de arrendamiento, diversificación de la actividad promotora, apostando por grandes capitales y zonas metropolitanas, el bajo nivel de endeudamiento y la sólida y adecuada estructura financiera".

En ese sentido, destacó que el grupo "se encuentra en una buena situación financiera y goza de capacidad y solvencia", tras lo que resaltó que el grupo presenta un bajo nivel de endeudamiento, de forma que "la ratio de deuda financiera neta y valor de sus activos "tan sólo es del 32,1%, uno de los mas bajos del sector". 

  • 1