Internan a un menor acusado del incendio de Los Montecillos en Dos Hermanas

Dos de sus hermanos, de seis años y trece meses, perdieron la vida, mientras que un tercero resultó herido grave.

el 10 jul 2014 / 20:02 h.

Vivienda incendiada en la barriada de los Montecillos de Dos Hermanas. / Pepo Herrera Vivienda incendiada en la barriada de los Montecillos de Dos Hermanas. / Pepo Herrera El humilde barrio de Los Montecillos del municipio sevillano de Dos Hermanas aún recuerda con tristeza el trágico incendio que tuvo lugar a finales del pasado mes de mayo y que acabó con la vida de dos pequeños: Miguel, de seis años, y su hermana, un bebé de tan solo 13 meses. Un tercer chico, de 14 años, sufrió graves quemaduras. Ahora, los vecinos vuelven a recibir un duro golpe al conocer la noticia de que uno de los hermanos, cuya edad no ha trascendido, fue internado este jueves en un centro cerrado como presunto autor del fuego que desencadenó la tragedia. Según adelantaba ayer Canal Sur Radio, el menor compareció esta semana ante el juez de Menores, que decretó a petición del fiscal su ingreso en dicho centro como presunto responsable del incendio que, inicialmente y tras las primeras investigaciones, se atribuyó a un cortocircuito causado de manera fortuita. Al parecer, el internamiento se ha tomado como medida cautelar dada la gravedad de los hechos que se le imputan. En este sentido, fuentes del caso precisaron que, inicialmente, al menor se le imputan dos delitos de asesinato, tres tentativas de asesinato (dado que en el piso también se encontraban su madre, un primo y un hermano de 14 años que resultó con el 60 por ciento del cuerpo quemado) y un delito de incendio. Vivienda incendiada en la barriada de los Montecillos de Dos Hermanas. / Pepo Herrera Vivienda incendiada en la barriada de los Montecillos de Dos Hermanas. / Pepo Herrera Era la 01.55 de la madrugada del 20 de mayo cuando el parque de bomberos del municipio nazareno recibía el aviso de que el tercer piso del portal 2 de la Plaza Seixa estaba ardiendo. «Ha sido todo muy rápido», aseguraba José, un vecino de la zona que estaba en su casa viendo la televisión cuando «empecé a escuchar jaleo y gritos de fuego y, al asomarme a la ventana, vi la llamarada saliendo del piso». En un primer momento, los vecinos de este humilde barrio nazareno lamentaron que el cuerpo de bomberos tardase «20 o 25 minutos en llegar», si bien el Ayuntamiento afirmó que «en cinco minutos» los efectivos se encontraban en el lugar de los hechos. El delegado de Movilidad y Prevención del Consistorio, Antonio Morán, subrayó en su momento que las llamas se originaron en el dormitorio del chico de 14 años, en concreto, la última habitación del domicilio, situada al final del pasillo. La primera actuación de los bomberos se dio en el dormitorio principal, donde encontraron una cuna en la que había un bebé de 13 meses que, si bien no sufrió quemaduras, se encontraba en parada cardiorrespiratoria como consecuencia de la gran cantidad de humo que acumulaba la habitación. Los propios bomberos atendieron a la pequeña consiguiendo reanimarla para que los servicios sanitarios la trasladasen al Hospital Infantil del Virgen del Rocío, donde permaneció en la UCI hasta que falleció tan solo dos días después. Al mismo tiempo, el resto del equipo de rescate encontró sin vida el cuerpo del pequeño Miguel, de seis años, en la habitación totalmente calcinada y donde dormía con su hermano de 14 años, quien había sido rescatado y trasladado poco antes por un vecino al centro hospitalario, donde tuvo que ser intervenido de urgencia debido a que sufría un 60% de quemaduras. Por su parte, la madre de los niños, tenía heridas leves en la cara por el fuego, fue atendida por los servicios sociales y los psicólogos municipales, dado que sufrió una crisis de ansiedad. Ahora, con el internamiento de este menor como presunto autor del incendio, la investigación del caso, donde la Policía Científica determinó en un primer momento determinó que el fuego fue «fortuito» y que el origen fue un «cortocircuito», tendrá que ser reabierta.  

  • 1