Local

Internautas y cineastas coinciden en que no todo "sea gratis"

Álex de la Iglesia asegura que todos «deben ceder» para llegar a un pacto.

el 30 dic 2010 / 20:18 h.

TAGS:

Víctor Domingo (i), Julio Alonso, fundador de Weblogs (d), entre otros, a su llegada al acto.

La reunión que congregó ayer a cineastas e internautas acerca de la ley Sinde concluyó con "optimismo" y "puntos de encuentro". Y es que "nadie está de acuerdo con que todo sea gratis", aseguró el presidente de la Academia de Cine, Álex de la Iglesia, al término del encuentro.

Según De la Iglesia es "absolutamente" posible encontrar puntos de acuerdo entre los creadores de la industria cultural y los internautas, aunque recordó que para ello todos "deben ceder" en algo.

El presidente de la Academia de Cine fue el promotor de la reunión, a la que asistieron también el presidente de las Asociaciones de Productores Audiovisuales de España (FAPAE), Pedro Pérez, y los representantes de asociaciones de internautas para debatir no sólo sobre la ley Sinde, que establece la posibilidad de cerrar páginas web de descargas por orden judicial, sino también sobre las descargas de internet, la vulneración de la propiedad intelectual y la situación actual de los consumidores.

De la Iglesia precisó que el encuentro buscaba "hablar y escuchar", por lo que rechazó que se tratara de una reunión "política". Según dijo, si en los partidos o en el Ministerio de Cultura "alguien nos quiere escuchar, estupendo, pero en principio esta reunión era por mí mismo, porque hay un montón de cosas que no sé y quería que me las explicaran".

Álex de la Iglesia se negó a dar su opinión sobre la ley Sinde, que fue rechazada en el Congreso de los Diputados la pasada semana. Según expresó, como presidente de la Academia de Cine representa "a un montón de cineastas" y cada uno tiene su opinión sobre la normativa.

Buenas sensaciones. El presidente de la Asociación de Internautas, Víctor Domingo, salió de la reunión "con la sensación agradable" de no haber perdido el tiempo, y con la idea de que es algo que deberían haber hecho hace tiempo. A partir de ahora, agregó a los periodistas, "se abre una puerta de colaboración" entre las partes enfrentadas. Durante las casi tres horas de reunión, Domingo insistió en convencer a los presentes de que la ley Sinde "no soluciona problemas" ni aporta soluciones a los nuevos modelos de negocio.

También David Bravo, abogado presente en la reunión, señaló que la reunión ha servido, al menos, para "diagnosticar dónde está el verdadero problema" que, en su opinión, no está en frenar el intercambio de archivos, sino en encontrar la vía de remuneración de los autores.

Nuevos peligros. En el encuentro se alertó sobre la peligrosidad de los "radicalismos" por ambas partes. En este sentido, los asistentes subrayaron que si los internautas se sienten "agredidos" por las leyes "lo que se logrará será que se radicalicen y no quieran pagar por nada". Por ello, se instó a buscar opciones para consumir productos culturales "a precios razonables".

La reunión fue "transmitida" en tiempo real por los asistentes a través sus iphone o ipad con mensajes en Twitter, de manera que algunos contestaron por ese medio observaciones a otros miembros. "Buenas noticias: la reunión funciona. Reconocemos errores. Se aportan ideas", escribió en la red social Álex De la Iglesia a las dos horas de empezar el encuentro.

  • 1