sábado, 16 febrero 2019
21:22
, última actualización
Local

IU alegará al Metro y pide una estación en el Polígono Sur

La federación estudiará si pide tramos en superficie y la estación del Centro

el 16 jun 2010 / 19:11 h.

TAGS:

Aunque el alcalde aplaudió públicamente el trazado del Metro diseñado por la Consejería de Obras Públicas y subrayó que el Ayuntamiento no presentará alegaciones, su socio de Gobierno, IU, ya ha tomado la decisión de alegar contra el proyecto del suburbano. Lo hizo ayer en el marco de una reunión en la que se acordó la creación de un grupo de trabajo que formalizará las propuestas que realizará la federación de izquierdas, cuyas líneas maestras fueron esbozadas.

 

IU cuestiona que todo el trazado deba ser subterráneo, especialmente por su coste y porque supondrá un retraso aún mayor en unos plazos que la federación no ve claros. Y en este marco, sus dudas pasan por la ubicación de determinadas estaciones, como la planteada para el Centro de la ciudad.

Aunque la federación incide en que es un debate
prácticamente "ficticio" el de la llegada del suburbano al Casco Histórico -ese tramo no se empezaría a hacer al menos hasta 2016- estudiará detenidamente si es o no necesaria una estación a más de 50 metros de profundidad en el Casco Antiguo, independientemente de si se ubica en el Duque o en la Encarnación.

Lo que sí tiene claro IU es que el Metro debe llegar al Polígono Sur a través de la línea 4, que pasa cerca de esta zona, pero no tiene estación alguna en ella en el recorrido. De hecho, esta línea circular prevé una estación en Reina Mercedes, la Palmera, Virgen del Rocío y el parque Celestino Mutis, la parada más cercana al Polígono Sur.

La otra línea de actuación que propondrá IU va encaminada a reclamar otro modelo distinto de gestión. La federación rechazará expresamente un modelo de colaboración público-privada, tanto en la financiación como en la adjudicación de la línea. Para IU, los sobrecostes de la línea 1 y los problemas del servicio ratifican que se debe optar por otro modelo completamente pilotado por el sector público. Así lo ha defendido la federación de izquierdas por activa y por pasiva en la Comisión de Infraestructuras del Parlamento andaluz.

No en vano, IU denunció en varias ocasiones en la Cámara autonómica la necesidad de que la Junta controlase más la construcción de la línea 1, aumentando su participación en la sociedad creada para ello. De esta forma, según los responsables de IU, se hubiera evitado los retrasos y el coste extra de la línea 1.

El pasado lunes, el alcalde, Alfredo Sánchez Monteseirín, anunció que el Ayuntamiento, "como institución", no presentaría alegaciones a los anteproyectos de las líneas 2, 3 y 4 del Metro, puesto que acordó con la Junta ponerlos a disposición de los ciudadanos para que sean éstos los que aporten ideas nuevas o planteen modificaciones al trazado.
No obstante, Sánchez Monteseirín no descartó que empresas municipales, como Tussam, y el propio Partido Socialista sevillano puedan presentar alegaciones a los anteproyectos.
Por el momento, se está a la espera de que las juntas municipales de los distritos analicen los 31 tomos. Incluso la consejera de Obras Públicas y Transportes de la Junta, Rosa Aguilar, anunció que asistirá a algunas de estas reuniones.

  • 1