Local

IU pide que las avenidas de Nervión sean de un sentido

IU quiere que el tranvía sea "la estrella" del transporte en Nervión tras la ampliación del Prado a Santa Justa y, por ello, quiere que las avenidas del entorno sean de un único sentido, que el carril bici vaya en paralelo y que no se aumenten los carriles para los coches. Además, insiste en que llevar el tranvía a Barqueta debe ser "imparable e inalienable".

el 15 sep 2009 / 02:24 h.

TAGS:

E.F.

IU quiere que el tranvía sea "la estrella" del transporte en Nervión tras la ampliación del Prado a Santa Justa y, por ello, quiere que las avenidas del entorno sean de un único sentido, que el carril bici vaya en paralelo y que no se aumenten los carriles para los coches. Además, insiste en que llevar el tranvía a Barqueta debe ser "imparable e inalienable".

Izquierda Unida, socio de Gobierno del PSOE en el Ayuntamiento, planteó ayer como una "hipótesis", la posibilidad de restringir a un único sentido el tráfico privado en las avenidas por donde transite el tranvía en sus fases de ampliación: del Prado a San Bernardo y luego hasta Santa Justa. No obstante, el edil responsable del área de Movilidad, Francisco Fernández, ya anunció

que su intención era darle un único sentido a la Ronda Histórica y, después, a vías como Eduardo Dato y Luis Montoto. Eso sí, no especificó los plazos.

El primer teniente de alcalde y portavoz de IU, Antonio Rodrigo Torrijos, defendió ayer que la ampliación del tranvía (con un coste de 72 millones de euros al incluirse un paso soterrado para el tráfico en Ramón y Cajal) "debe garantizar que el tranvía sea la estrella del transporte" en toda la zona de su ampliación, "y no un estímulo para el uso del coche privado".

Por ello, entre otros motivos, Torrijos indicó que el Gobierno ha decidido "dejar en suspenso" una o dos semanas la exposición pública del proyecto. Según el concejal de IU, la ampliación del Metrocentro hasta Santa Justa y posteriormente, "en su momento", hasta la Barqueta debe considerarse "imparable e inalienable", pero el proyecto "tiene que tener una coherencia en sí mismo que haga que esta apuesta por el transporte público no estimule" el tráfico de vehículos privados.

A su juicio, uno de los "problemas" que está por ver es "el equilibrio con el arbolado existente", que el carril bici vaya en paralelo al trazado del tranvía y "estudiar a fondo, de acera a acera", qué carriles se mantendrán para el tráfico en la zona. Además, apuntó que hay que resolver su financiación, aunque le consta que "hay un compromiso suficiente por parte de la Junta".

  • 1