lunes, 10 diciembre 2018
08:19
, última actualización
Local

IU presenta una moción al Pleno para salvar a comercios como el Bazar Victoria

La federación propone pedir al Gobierno diez años más de prórroga de la Ley de Arrendamientos Urbanos.

el 22 dic 2014 / 17:44 h.

TAGS:

bazar Fachada principal del Bazar Victoria, en Entre Cárceles. Foto: El Correo Izquierda Unida defenderá en el próximo pleno del Ayuntamiento de Sevilla una moción para instar al Gobierno de Rajoy a aprobar una nueva moratoria de diez años para todos los locales comerciales de renta antigua que, a partir del 1 de enero, tendrán que renegociar sus alquileres a precios actuales. Según ha explicado en rueda de prensa la portavoz adjunta de IU, Josefa Medrano, con esta propuesta "buscamos salvar el comercio tradicional y evitar los centenares de despidos que en nuestra ciudad se van a  producir", una vez vencida la prórroga de 20 años que la Ley de Arrendamientos Urbanos de 1994 establecía para los locales de negocio con contratos de renta antigua, caso del Bazar Victoria en la calle Entre Cárceles. Medrano ha comparecido ante los medios acompañada por representantes de CEPES-A, CEMPE, CCOO, la Federación de Asociaciones de Vecinos de Sevilla, Facua, Híspalis Consumidores y la Federación de Artesanos. Todos ellos han mostrado su apoyo a la moción de IU y han alertado de los "dramáticos efectos" que el fin de los contratos de renta antigua supondrá para el empleo y la economía de la capital  hispalense. "Hablamos de una problemática que afecta a numerosos pequeños empresarios, autónomos y trabajadores que en estos momentos se encuentran con la soga al cuello", ha remarcado Medrano. Y es que en 1994, cuando se fijó la prórroga de 20 años para estos locales, "no se sabía nada de la fortísima especulación que iba a registrarse en el sector ni de una crisis económica que, a partir de 2008, se ha agravado de forma brutal". Esta cuestión también tendrá repercusiones negativas para los consumidores, que sufrirán, por un lado, un incremento en el precio de los productos, como consecuencia de las subidas de los alquileres de los locales que sobrevivan, y, por otro, la "desaparición de muchos comercios de toda la vida". Por eso, IU considera "de vital importancia" que el Gobierno central conceda una moratoria de diez años más para que en ese periodo las rentas puedan ir acomodándose a los precios reales del  mercado de una forma progresiva. De lo contrario -ha advertido  Medrano- muchas empresas se verán abocadas al cierre y bastantes trabajadores irán al paro en una ciudad donde ya hay ya 90.000 personas desempleadas. Desde la federación de izquierdas no ocultan tampoco su temor ante los "nefastos efectos que esta ley conllevará en términos culturales y de identidad" para el casco antiguo y los barrios de la ciudad, ya que los espacios clausurados irán a parar principalmente "a manos de franquicias de grandes multinacionales". De ahí que IU también abogue en su moción por la elaboración de un plan de protección integral del patrimonio comercial histórico, al objeto de preservar "la identidad  del paisaje urbano de Sevilla". Finalmente, Medrano ha mostrado su esperanza de que los grupos políticos del Ayuntamiento estén a la altura de las circunstancias y respalden una moción que, según ha dicho, mira por el interés general y responde al "clamor" de comerciantes y agentes sociales. "Si a Zoido y al PP de Sevilla le preocupan de verdad las pymes y la generación de empleo están obligados a apoyar esta propuesta y a exigirle al Gobierno de Rajoy que apruebe la moratoria que demandamos", ha concluido.

  • 1