Local

Jesús Vázquez regresa a ‘Uno para ganar’ con un especial guerra de sexos

El presentador gallego asegura que “echaba de menos” este formato y se prepara para conducir tras del verano el concurso ‘La Voz’ en Telecinco.

el 05 may 2012 / 19:53 h.

TAGS:

El presidente de la Junta, José Antonio Griñán, y el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, se saludan afectuosamente.
-->-->-->

Uno para ganar regresa hoy con Jesús Vázquez de nuevo al frente. El gallego, muy ilusionado con la vuelta del concurso, se ha involucrado aún más en esta nueva etapa y ha reconocido que "echaba de menos" este formato producido por Big Bang Media. El espacio Uno para ganar, basado en el formato de éxito internacional Minute to win it, se despidió el mes de enero del segundo canal de Mediaset España para ser sustituido por ¿Quién quiere casarse con mi hijo?, uno de los programas revelación de la temporada.

El veterano presentador no pudo contenerse la pasada semana y en una twitcam en la red social Twitter reveló que el espacio regresaría hoy domingo, concretamente a las 21.30 horas de la noche: "Comienza de nuevo ese programa que tanto me gusta y en el que me lo paso tan bien".

En la primera entrega de la nueva temporada, dos equipos de tres chicas cada uno se enfrentarán a otros dos equipos de tres chicos en un especial Guerra de sexos en el que en esta ocasión la mecánica variará, ya que el primer equipo que gane los cuatro desafíos asegurará los 10.000 euros y seguirá jugando con las tres vidas para optar a los 500.000.

Uno para ganar llega con nuevas pruebas creadas por el equipo del programa y mantendrá, además, los desafíos clásicos de ediciones anteriores porque, ha asegurado Jesús Vázquez, "a la gente le gusta ver a los concursantes tratando de superar pruebas que ya conocen o que incluso han practicado ellos mismos alguna vez".

En cualquier caso, en declaraciones a Cuatro, el experimentado presentador, que volverá a Telecinco tras el verano para conducir otro concurso, La Voz, afronta la nueva etapa del formato con "una enorme ilusión".

"Lo echaba de menos, me encantan los concursantes porque son luchadores, nunca se rinden e intentan superarse a sí mismos", se ha sincerado el gallego al tiempo que ha revelado que "se ha establecido una química increíble dentro del equipo: en cada grabación reímos, lloramos y nos emocionamos".

Los participantes cuentan con tan sólo un minuto para tratar de superar cada una de las diez pruebas que propone el programa, que irán aumentando su nivel de dificultad a medida que se aproximen al premio final de los 500.000 euros. La mecánica del concurso sigue igual.

Sin embargo, además de las pruebas creadas ex profeso, otra de las novedades de Uno para ganar es una mayor implicación del propio presentador en el formato, que visitará a los concursantes en su entrenamiento previo a su participación en el concurso.

  • 1