Deportes

Jiménez asegura que quiere darle "mucha importancia a la Copa desde el principio"

El equipo nervionense debutará mañana en dicho torneo ante el Atlético Ciudad.

el 26 oct 2009 / 12:53 h.

El entrenador del Sevilla, Manolo Jiménez, aseguró hoy que quiere darle "mucha importancia desde el principio" a la participación en la Copa del Rey de los nervionenses, que debutarán mañana en dicho torneo ante el Atlético Ciudad.

 

De hecho, Jiménez ha confeccionado una convocatoria con numerosos 'pesos pesados', en la que entran como novedades Dragutinovic y Luis Fabiano, que no estuvieron el pasado sábado en Liga contra el Espanyol por estar aquejados de gripe. De este modo, el técnico no deja lugar a dudas de su determinación de dejar zanjada la eliminatoria frente a los murcianos cuanto antes.

"Quiero darle mucha importancia a esta competición desde el inicio. Van jugadores que estuvieron contra el Espanyol. Hemos trabajo poco porque no da para más, pero el proceso de recuperación ha sido total. Vamos a intentar alinear a once que estén metidos en el partido y que no tengan molestias", apuntó.

En este sentido, aludió al estado Luis Fabiano. "No está aún al cien por cien, porque su gripe le ha pillado más fuerte que a Dragutinovic, pero veremos si mañana está bien, porque le convendría jugar", dijo.

Otro caso al que hay que estar atentos es el de Kanouté, que no jugó contra el Espanyol ante los problemas físicos que arrastra y que sigue sin entrar en convocatoria, pese a lo cual Jiménez destaca que el malí se encuentra "muy buen nivel físico" ya que va adquiriendo "mejor tono" con el pasado de las jornadas. "Pero -agregó- se le ha sumado una molestia en el gemelo, y por eso para".

También resulta llamativo lo que le sucede a Koné, que ya no podrá ser cedido a un Primera División, tras jugar, ante el Espanyol, su quinto partido de Liga. Pero Jiménez elude polémicas en cuanto al rendimiento del futbolista. "Yo gestiono el equipo y decido si juega o no Koné. Le pediría a la afición que apoye a los jugadores y, a los que no estén certeros, más. No estoy de acuerdo en que hiciera Koné un partido desastroso ante el Espanyol, aunque es verdad que tiene mucho margen de mejora, pero viene de la lesión más grave, que es la triada, y confío plenamente en él".

Sea como sea, Jiménez es consciente de que la Copa es, en principio, el torneo en el que más fácil resulta alcanzar un título aunque, recalcó, para ello hay que estar metidos en la competición desde el primer minuto, comenzando por esta cita ante los pimentoneros, sin olvidar que es una competición propicia a las sorpresas.

"Hay que intentar ganarla, porque para ir a una final hay que ir a semifinales antes. Las sorpresas no debieran ser tantas, porque siempre cae un grande. Yo recuerdo jugando con el Sevilla Atlético que nos eliminó en el descuento el primer equipo del Betis. Ya de jugador, nos han eliminado equipos infinitamente inferiores. No hay que confiarse para nada", remarcó.

"LA SUERTE TIENE MUCHO QUE VER".

También, añadió, "la suerte tiene mucho que ver en esta competición" y será, por lo tanto, otro factor a considerar. "En la pasada edición hicimos una gran Copa. Eliminamos al Deportivo y al Valencia, que era el vigente campeón. Después caímos por el accidente del partido de ida y por la catástrofe del partido de vuelta en Bilbao, que provocamos nosotros, por eso te queda un mal sabor de boca".

Por supuesto, el preparador sevillista no olvida el sistema de competición a doble partido algo que, consideró, no es, forzosamente, una ventaja para el equipo de mayor categoría sino que incluso puede ser un aliciente, en este caso, para el Atlético Ciudad.

"Ellos han tenido la oportunidad de ir eliminándose cuando llegan estas rondas, y se van acercando las semifinales y, además, está claro que van quedando los mejores y también los que hayan tenido suerte en esos sorteos. De todas formas, alguna ventaja tendríamos que tener los grades como los que estamos en Europa. Los que no han tenido esa suerte como nos pasaba al Sevilla antes, han tenido que jugar con otros equipos", señaló.

Por último, Jiménez tuvo palabras de afectos para su colega en el banquillo del Atlético de Ciudad, y ex entrenador del Sevilla, Julián Rubio, a cuyas órdenes estuvo el hoy entrenador de la primera plantilla nervionense, en un momento muy distinto al actual.

"Esa época fue muy difícil. Rubio cogió un Sevilla casi descendido y no pudo hacer lo que hizo antes Espárrago. Después pasó más de lo mismo y descendimos de una forma justa, por lo que hicimos en el campo, pero injusta por la institución. Julián llegó en un mal momento al equipo. El Sevilla, en ese momento, no estaba regido por sevillistas de corazón y ahí sobramos mucha gente, entre ellos yo. Pero ahora sí está regido por sevillistas", concluyó.

  • 1