Deportes

Jiménez no renuncia a nada

Desde su punto de prudencia, pero sin escurrir el bulto, Manolo Jiménez entró ayer de lleno en el debate suscitado en su plantilla sobre las posibilidades del Sevilla de ganar la Liga. El técnico nervionense advierte que "conformarse es de mediocres".

el 15 sep 2009 / 16:32 h.

Desde su punto de prudencia, pero sin escurrir el bulto, Manolo Jiménez entró ayer de lleno en el debate suscitado en su plantilla sobre las posibilidades del Sevilla de ganar la Liga. El técnico nervionense advierte que "conformarse es de mediocres", al tiempo que pide paciencia.

Jiménez tiene claro que las exigencias de la entidad han subido, y mucho, en los últimos años, por eso cada día adopta un discurso más ambicioso que por momentos llega a recordar, aunque de lejos, a los de José María del Nido. "Seríamos un equipo mediocre si nos conformáramos con estar terceros.

No estamos conformes, empatamos fuera de casa dos partidos que nos tomamos como derrotas", manifestó el técnico nervionense en su comparencia de prensa antes del fin de semana de descanso. Pero a poco que se dispara su discurso, el mismo técnico pone frenos, y aunque recuerda que "la ambición es buena, hay que ser coherentes, conscientes y realistas de que pelear por todo no quiere decir que se vaya a garantizar el éxito".

Así las cosas, entre el discurso de Adriano, que habló sin pelos en la lengua sobre ganar la Liga, y los de Palop y Maresca, mucho más cautos, el entrenador admitió que lo que quiere "es que el sevillista desee lo máximo". "Adriano expresó un deseo, pero es realista, sabe que tenemos condiciones para pelear por cualquiera cualquier cosa, pero hay que estar muy concentrados, tener mucha suerte, que no vengan lesiones....".

De hecho, expresó el de Arahal su idea de emular el camino "del Villarreal la pasada temporada". "Tenemos que estar ahí, por si a alguno de los grandes le entra la pájara. Creo que podemos llegar con opciones, como estamos ahora, a la última jornada, y si es así, iremos a por todas", añadió. Eso sí, el toque de cautela que no se olvide: "En la jornada quinta o sexta no vamos a ganar absolutamente nada, ni en dieciseisavos de Copa o en la liguilla de UEFA. Seremos capaces de ganarlo todo si estamos metidos en la pomada en otras circunstancias, no ahora".

Más centrado en la actualidad del equipo, el técnico sevillista fue optimista en cuanto a las posibilidades de Adriano de jugar la próxima jornada, aunque "hay que esperar su evolución". También se alegró por Luis Fabiano, ya que le cuentan "que está bien y creo que a Almería llegará. Aunque esté en el banquillo".

Por último, aclaró que desconocía que Capel estaba lesionado cuando se fue con la selección: "Tuvo molestias en el césped artificial, pero luego se entrenó espectacular, corriendo, golpeando, lo quité ante el Athletic pero él no dijo nada de su lesión".

  • 1