Local

Jóvenes en paro sin experiencia harán prácticas remuneradas

El objetivo es ayudar incluso a los que tienen formación a acceder al mercado de trabajo.

el 18 nov 2011 / 20:33 h.

TAGS:

Acercar a los jóvenes al mercado laboral. Con este objetivo, las empresas que así lo deseen podrán recurrir a partir de hoy a los Servicios Públicos de Empleo (antiguo Inem) para reclutar a jóvenes en paro de entre 18 y 25 años, cualificados pero sin experiencia laboral, a fin de que puedan realizar prácticas no laborales en sus centros de trabajo durante una duración de entre tres y nueve meses. Durante dicho periodo de prácticas, los jóvenes participantes en el programa recibirán mensualmente de las empresas una especie de beca de apoyo cuyo importe será, como mínimo, del 80% del Iprem mensual vigente en cada momento (unos 426 euros mensuales con el Iprem actual).

Así lo explicó ayer el Gobierno en un Real Decreto publicado ayer en el Boletín Oficial del Estado (BOE) para regular las prácticas no laborales en las empresas. El objetivo de esta medida es ayudar los jóvenes desempleados que, aun teniendo formación académica o formación profesional acreditada, tienen nula o escasa experiencia laboral.

Las empresas interesadas en contar con estos jóvenes tendrán que suscribir previamente un convenio con los servicios públicos de empleo en el que presentarán un programa de prácticas no laborales. El antiguo INEM se encargará de la preselección de candidatos, pero serán las empresas las que harán la selección final. Estas prácticas no supondrán, en ningún caso, la existencia de una relación laboral entre las compañías y los jóvenes.

Podrán beneficiarse jóvenes desempleados inscritos en las oficinas de empleo de entre 18 y 25 años, inclusive, que tengan una titulación oficial universitaria, titulación de formación profesional, de grado superior o medio, o titulación del mismo nivel que el de esta última, correspondiente a las enseñanzas de formación profesional, artísticas o deportivas, o bien un certificado de profesionalidad.

Los jóvenes que quieran participar en estas prácticas no podrán haber tenido una relación laboral u otro tipo de experiencia profesional superior a tres meses en la misma actividad.

Aprendices del siglo XXI. La portavoz de UGT-A, Pilar Marín, consideró "irresponsable y demagogo" al vicepresidente de la CEOE, Javier Ferrer, tras proponer recuperar la figura del aprendiz con un salario por debajo del mínimo interprofesional. "Es increíble que a estas alturas de la crisis, la Confederación de Empresarios utilice a los más débiles, a los parados y jóvenes, para que las grandes empresas se beneficien de los contratos formativos y prácticas aumentando su saldo de ingresos", subrayó Marín, quien añadió que lo que pretende la CEOE es "instaurar el servilismo en pleno siglo XXI".

  • 1