martes, 19 febrero 2019
09:26
, última actualización
Local

Kim cambia el Gobierno y abre la vía a la sucesión hereditaria

El líder norcoreano sitúa como ‘número dos’ del país a su cuñado.

el 07 jun 2010 / 20:04 h.

TAGS:

El líder norcoreano, Kim Jong-il, mucho más delgado, en una visita a Taedonggang.

El líder norcoreano, Kim Jong-il, acordó ayer cambios en la cúpula dirigente del país comunista que podrían abrir el camino a la sucesión hereditaria en el régimen creado por su padre hace 62 años. La agencia oficial norcoreana KCNA informó ayer de que Kim asistió a una sesión extraordinaria de la Asamblea Popular Suprema (Parlamento), reunida por segunda vez en lo que va de año, lo que es muy inusual.

Según recogió la agencia surcoreana Yonhap, la Asamblea Popular Suprema designó un nuevo primer ministro y promovió además al cuñado del líder norcoreano, Chang Sung-taek, a propuesta de Kim, como vicepresidente de la Comisión Nacional de Defensa, el principal órgano de decisión del país estalinista.

La Comisión Nacional de Defensa, presidida por el propio líder norcoreano, es el organismo que gobierna el país comunista y se cree que el cuñado de Kim, marido de su hermana menor, se ha convertido así en el número dos del régimen.

Chang, que reapareció en la política norcoreana en 2006 tras haber estado ausente durante dos años, ya era uno de los 13 miembros de la Comisión Nacional de Defensa. Analistas surcoreanos creen que Chang podrá ejercer ahora un papel importante para preparar la sucesión de Kim, cuya salud no es aparentemente la misma desde que en 2008 sufrió un derrame cerebral.

En Seúl ese nombramiento fue interpretado como que Corea del Norte podría haber iniciado el proceso para abrir el camino a la sucesión hacia Kim Jong-eun, de 26 años e hijo menor del líder norcoreano. Kim Jong-il, de 68 años, es el heredero de la primera dinastía estalinista de la historia tras la muerte en 1994 de su padre, Kim Il-sung, quien fundó la República Popular Democrática de Corea (como se conoce oficialmente a Corea del Norte) el 9 de septiembre de 1948.
Algunos expertos surcoreanos apuntan a que desde que Kim Jong-il sufrió un derrame cerebral en 2008, el dirigente norcoreano quiere estar arropado por su familia para preparar la sucesión.

Ésta fue la segunda vez que el régimen comunista convocó la sesión parlamentaria en lo que va de año, algo que no sucedía desde 2003. La Asamblea Popular Suprema está integrada por 687 diputados, elegidos en unos comicios legislativos en marzo del pasado año. En esa sesión parlamentaria, Choe Yong-rim, secretario jefe del Comité del Partido de los Trabajadores en Pyong-yang, fue nombrado además nuevo primer ministro en sustitución de Kim Jong-il.

Pero, como es habitual en el hermético régimen estalinista norcoreano, los rumores y las especulaciones rodean cualquier evento y la convocatoria de esta Asamblea Popular Suprema desató las alarmas. En un principio, expertos surcoreanos especulaban con que en esta sesión parlamentaria se podría otorgar al hijo menor de Kim un puesto oficial para formalizar el proceso de sucesión, lo que finalmente no se ha producido.

Tampoco se anunciaron medidas contra Corea del Sur en plena crisis en la península después de que el buque de guerra surcoreano Cheonan, en el que murieron 46 personas, fuese hundido por un torpedo de un submarino norcoreano.

  • 1