Local

La Audiencia seguirá con la causa contra Israel por el ataque a Gaza

El ataque israelí a la franja de Gaza el 22 de julio de 2002, en el que murieron 15 personas, no quedará impune. El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu seguirá instruyendo el caso, ya que de la documentación facilitada por el Estado hebreo se desprende que allí no hubo una investigación judicial.

el 15 sep 2009 / 23:18 h.

TAGS:

El ataque israelí a la franja de Gaza el 22 de julio de 2002, en el que murieron 15 personas, no quedará impune. El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu seguirá instruyendo el caso, ya que de la documentación facilitada por el Estado hebreo se desprende que allí no hubo una investigación judicial.

Fuentes jurídicas señalaron ayer que el magistrado recibió la semana pasada una traducción no oficial -elaborada por la propia Embajada de Israel en España- de la documentación, unos 300 folios en inglés y en hebreo, que el Gobierno de Tel Aviv le remitió el pasado 30 de enero, cinco meses después de que Andreu se la solicitara. A falta de la traducción oficial, las fuentes consultadas aseguraron ayer que la conclusión que se extrae de los documentos es que en Israel nunca tuvo lugar una investigación judicial sobre el ataque, en el que murieron un líder de Hamás y 14 civiles, por lo que Andreu considera que es competente para seguir con la instrucción.

Cuando tuvieron lugar los hechos, tanto el procurador de las Fuerzas Armadas (fiscalía militar) como el asesor legal del Gobierno israelí se opusieron a una investigación de los hechos, decisión que fue recurrida ante la Corte Suprema de Justicia del país por un movimiento pacifista y un grupo de escritores israelíes.

Finalmente, la Corte Suprema de Israel acordó que no procedía abrir una causa judicial tras recibir el informe de una comisión de investigación designada por el propio Gobierno que concluyó que lo sucedido en Gaza fue un ataque preventivo y que los daños colaterales estuvieron justificados.

Así, el juez Andreu prevé tener preparada en unos 10 días una comisión rogatoria que enviará a Israel para dar traslado de la querella a los imputados, que son el ex ministro de Defensa Benjamín Ben-Eliezer y seis militares, y poder citarles para tomarles declaración.

La querella fue interpuesta por el Centro Palestino para los Derechos Humanos por el lanzamiento desde un avión de un F-16 de una bomba de una tonelada en el barrio de Al Daraj de Gaza contra la casa del dirigente de Hamás Salah Shehade, que se saldó con su muerte y la de catorce civiles -la mayoría niños y bebés- e hirió a 150 personas.

Israel considera que las acciones legales emprendidas en España son "inapropiadas" y van contra la "soberanía" del país.

  • 1