Local

La barriada de la Paz de Utrera arropa a su dolorosa

La Virgen ha pisado al barrio a petición de los vecinos, que engalanaron sus bloques de viviendas.

el 08 nov 2010 / 21:21 h.

TAGS:

Frears, en una de sus ruedas de prensa.

"Ya está la Virgen en la barriada; todo era proponérselo". Así comenzaba su homilía el párroco de Santa María, Diego Pérez Ojeda, durante la histórica misa que Utrera vivía el pasado domingo. Era el culmen de la esperada visita de la Virgen de la Paz al popular barrio que lleva su nombre.

Allá por la Semana Santa de 1965, la imagen de esta dolorosa llegaba por primera vez a la barriada. Ahora, con motivo de los 50 años de la hermandad de los Aceituneros, la imagen tallada por Manuel Ramos en 1987 ha pisado el barrio a petición de los vecinos y el impulso del párroco.

Y todo fue poco para rendir pleitesía a la reina del Miércoles Santo. Flores de papel, colgaduras, carteles, cuadros y altares llenaron cada rincón de las calles del barrio. Los vivas se sucedieron al pasar la Virgen por los exornados bloques. Hasta fuegos artificiales iluminaron el cielo mientras la Virgen, vestida de blanco, recorría en andas las calles de la zona.

En el corazón de la barriada se celebró una multitudinaria eucaristía a cuyo término podía escucharse una acción de gracias, de boca del hermano mayor, Juan Antonio León, con la que mostró su gratitud a "los vecinos por su devoción a la Virgen de la Paz, algo que nos llena de orgullo".

  • 1