Cofradías

La Benemérita cerca el control a los romeros

La Guardia Civil advierte por escrito a las hermandades de que no se permitirá a los conductores la ingesta de alcohol.

el 12 may 2014 / 22:00 h.

rocio Los conductores de tractores y de vehículos todoterreno acreditados para la Romería del Rocío de 2014 tendrán este año más difícil compatibilizar la devoción con la diversión durante el tránsito por los caminos que conducen hacia el santuario de las marismas. La Guardia Civil ha advertido por vez primera mediante una carta a las hermandades filiales de que «no se permitirá el consumo de ningún tipo de bebidas alcohólicas a los conductores durante los desplazamientos» hasta la aldea del Rocío ni tampoco durante el camino de vuelta. Es una de las medidas de control que los miembros de la Benemérita aplicarán a lo largo de los itinerarios de las hermandades para «minimizar» los riesgos en los caminos. Se trata de la primera vez que la Guardia Civil se ha decidido a realizar estas recomendaciones por escrito a cada una de las hermandades filiales rocieras, que pondrán rumbo a la aldea a primeros del próximo mes de junio para participar en la aldea almonteña de El Rocío en los actos oficiales de la Romería de Pentecostés. En la misiva, firmada por el general jefe de la IV Zona de la Guardia Civil, Laurentino Ceña, y dirigida a cada uno de los presidentes y hermanos mayores de las filiales, se recuerda que cada año, con motivo de la romería se produce el desplazamiento de miles de peregrinos hasta la aldea de El Rocío, «lo que conlleva innumerables molestias y situaciones de peligro en materia de seguridad», más aún si se tiene en cuenta que «no siempre los vehículos con los que nos desplazamos se encuentran en las mejores condiciones técnicas» y que se debe «compaginar de manera segura el uso de los viales con el resto de usuarios». Es por ello que con la finalidad de «minimizar los riesgos», los miembros de la Benemérita ejecutarán a lo largo del itinerario una serie de medidas de control para los vehículos que circulen acreditados bajo la responsabilidad de cada hermandad. De esta manera, la primera de las medidas consistirá en comprobar, al inicio del primer acompañamiento, que todos los vehículos y tractores cuenten con la documentación en regla, «seguro e ITV en vigor, así como que el conductor posee el permiso correspondiente». Recuerda también la Guardia Civil que «la colocación tanto de las personas como de la carga de manera adecuada será responsabilidad del conductor». Además, como norma global, se establece que «la hermandad deberá circular en los trayectos de ida y regreso por el itinerario fijado, reunida, de manera ordenada, haciendo uso de las medidas de señalización reglamentaria y ajustándose a los horarios previstos». Y en este punto se recuerda que aquellos vehículos que de manera voluntaria (sin causa de fuerza mayor) abandonen el orden de marcha de la hermandad, «deberán cumplir con la normativa sobre circulación y tráfico aplicable al resto de usuarios de la vía». «Debemos mentalizar a los peregrinos que el orden de marcha es cometido de los responsables que la hermandad designe al efecto, debiendo éstos acatar y facilitar el cumplimiento de las instrucciones que por parte de las Fuerzas del Orden reciban». Todas estas medidas «o incluso con mayor celo», insiste la Guardia Civil en la carta, deben ser adoptadas también en el itinerario de vuelta, «donde las prisas por llegar a casa y el cansancio provocan situaciones de riesgo». El presidente de la hermandad Matriz de Almonte, Juan Ignacio Reales, aseguró ayer que todas estas normas siempre han estado presentes, si bien es la primera vez que la Guardia Civil las recuerda por escrito a todos los efectivos del Plan Romero. «Fundamentalmente, estas medidas insisten en la responsabilidad de todas las personas que llevan un vehículo a motor durante los traslados hacia la aldea, no tanto por ellos mismos sino por preservar la seguridad de terceras personas, ya que un conductor embriagado puede llevarse por delante a cualquier persona. Es un mensaje en el que la Guardia Civil viene insistiendo en los últimos años». Los actos oficiales de la Romería del Rocío darán comienzo en la aldea almonteña el viernes 6 de junio con el primer acto de la presentación de las hermandades filiales. Desde casi una semana antes, las hermandades más lejanas geográficamente de la aldea almonteña se echarán a los caminos para iniciar su peregrinación anual al encuentro de la Virgen del Rocío.

  • 1