viernes, 14 diciembre 2018
09:21
, última actualización
Deportes

La cara buena del final de la racha del Betis

Mantiene su renta sobre el descenso y su clasificación en la zona tranquila, con Europa a la expectativa si vence ahora al Levante.

el 26 feb 2012 / 21:03 h.

Jorge Molina celebra el gol que le marcó al Getafe.
El empate ante el Getafe puso el punto final a la buena racha del Betis, pequeña porque sólo consistió en dos victorias consecutivas (Athletic y Zaragoza) pero buena al fin y al cabo porque le ha servido de puente para huir de la zona de descenso. La igualada sabatina, clasificatoriamente hablando, no varía en casi nada la situación del Betis, que no adelanta ni es adelantado por nadie y por tanto continúa duodécimo. Bueno, en realidad sí mejora levemente, ya que mantiene su renta de seis puntos sobre el descenso y ha transcurrido una jornada más, así que es una jornada menos para que acabe la temporada y el conjunto verdiblanco cruce la meta de la salvación. Por arriba, los puestos europeos se alejan un poco y se sitúan a cuatro puntos, aunque también aquí puede pintar bien el horizonte, ya que muy pronto, en una semana, tiene la posibilidad de volver a recortar distancias con lo más alto de la tabla.

Si vence el lunes en el campo del Levante, a la sazón actual cuarto con 35 puntos, cinco más que los verdiblancos, el Betis se puede colocar a hasta un punto de la zona europea y a dos de la cuarta plaza, que envía a su ocupante a la fase previa de la Liga de Campeones. El Athletic (34 puntos) recibe a la Real Sociedad en el derbi vasco, el Málaga (34) visita al Getafe, Osasuna (34) va a Mallorca y el Espanyol (33) juega contra el Real Madrid en el Bernabéu, así que un triunfo verdiblanco seguramente supondría un salto de calidad muy importante.

Hasta aquí, las conjeturas europeas. Y a partir de ahora, las conjeturas que de verdad importan al Betis, como equipo y como institución: la permanencia. Si una victoria acercaría al equipo de Mel a los puestos nobles, lo que es seguro es que lo alejaría de nuevo de la zona de descenso y lo afianzaría más si cabe en la mitad sosegada de la tabla. Las próximas jornadas se antojan fundamentales para que los verdiblancos se aseguren una recta final apta para cardíacos, aunque tampoco es que lo vayan a tener fácil, ya que en primer lugar visitan al Levante y después reciben al todopoderoso Real Madrid; a continuación, duelo directo contra el Rayo en Vallecas y dos partidos seguidos en casa, contra Espanyol y Racing.

Si es capaz de reunir un buen botín en ese tramo, el Betis puede escaparse de manera casi definitiva de los dos adversarios que marcan el descenso (sin contar al Zaragoza, ahora 15 puntos abajo). El Racing, antepenúltimo con 24 puntos y cinco jornadas sin ganar a sus espaldas, visita ahora al Rayo y recibe después al Barcelona, a continuación visita al Espanyol y recibe al Sevilla antes de viajar a Heliópolis. Y el Sporting, penúltimo con 21 puntos y seis jornadas sin un solo triunfo, visita al Barcelona y recibe al Sevilla, por citar su calendario más inmediato. El Betis aventaja a ambos en seis y nueve puntos, respectivamente.

La situación, de todas maneras, no debe suscitar la más mínima relajación. Por poner sólo un ejemplo, los 30 puntos que acumula tras 24 partidos son los mismos que había conseguido a estas alturas en la temporada de su penúltimo descenso, la 1999-00, aunque entonces el listón del antepenúltimo estaba en 27 puntos. Y apenas son cuato más que en su último descenso, en la 2008-09. Eso sí, aunque sea anecdótico, el equipo de Mel ya ha sumado en un partido los mismos puntos que en aquellos diez que se pasó sin ganar en la primera vuelta. La primera piedra de aquella horrenda serie fue en el campo del Getafe (1-0), así que el Betis de momento va mejorando la racha que lo hundió abajo. Algo es algo...

  • 1