La cetrería toma el cielo de Osuna

El horizonte casi infinito de los campos de Osuna la convierte desde hoy en capital de una de las últimas incorporaciones al catálogo del Patrimonio Inmaterial de la Humanidad: la cetrería. La villa ducal acoge, por cuarto año consecutivo, los Campeonatos de España de Cetrería, que se prolongarán hasta el día 6, con la relevancia que supone el reciente reconocimiento de la Unesco para esta práctica cinegética.

el 02 dic 2010 / 19:09 h.

Es un arte milenario en el dominio de rapaces para cazar animales y llega de nuevo a Osuna con una gran variedad de modalidades en la finca La Estrella y en las que los ejemplares podrán demostrar su maestría: el XIX Sky Trial (altanería de palomas lanzadas), el XVI Campeonato de España de Altanería, el XII Campeonato de España de Bajo Vuelo a Liebre Salvaje, la III Copa de España de Bajo Vuelo a Pluma y la I Copa de España de Velocidad en Línea Recta a Señuelo.


Las competiciones empezarán mañana a las 9.00 horas, si bien el programa arranca hoy. De hecho, como en cada edición, estos campeonatos se aderezan con una programación paralela que llenará de vida la ciudad, con homenajes, conferencias y una exposición de pintura. Esta noche se distinguirá a la Sociedad Deportiva de Cazadores de Osuna y se le entregará una muestra cetrera a la alcaldesa, Rosario Andújar (PSOE). Esta última destaca el patrimonio natural del que goza el municipio, "que hace que se den las condiciones idóneas para que se elija Osuna como lugar para estas competiciones".

Manuel Diego Pareja-Obregón, delegado nacional de cetrería de la Real Federación Española de Caza, destaca que estos campeonatos requieren "unas tierras completamente llanas y una ausencia de tendidos eléctricos, transformadores, cercas metálicas y árboles". El también director de las competiciones subraya: "Necesitamos también una serie de figuras jurídicas, como el escenario de caza, que los propietarios permitan una afluencia de más de un millar de personas con el consiguiente trasiego de vehículos y, por supuesto, el apoyo del Ayuntamiento de Osuna".

Poseedor del título de Halconero de Mérito, tiene premios nacionales y mundiales, además de haber editado varias obras sobre el tema e incluso componer los himnos de la federación y del Real Gremio de Halconeros. En su opinión, "el cetrero nace y es un apasionado del deporte que practica". Relata así que esta afición "exige una dedicación de 365 días al año". Parafraseando a Miguel Delibes, sentencia: "Ser cetrero es una forma vocacional de esclavitud". El amor por esta práctica cinegética es el que hace que haya más de 120 cetreros apuntados a pesar de no saber si va a haber viento o lluvia.

  • 1