Local

La comedia 'El Betis. La marcha verde' vuelve a la Fundición

el 19 oct 2010 / 15:38 h.

TAGS:

-->-->-->-->


  • Actividad: Teatro
  • Fecha/Horario: 31 de marzo, 1, 2, 3, 7, 9, 10, 13, 14, 15, 16 de abril (8 de abril sin función)/ 21 h.; domingo,  20 h.
  • Precio: 7 a 12€
  • Lugar: Sala La Fundición. Casa de la Moneda, C/ Habana, 18
  • Teléfono: 954 225 834 / 44
  • Venta de entradas: Lunes a viernes de 10 a 15 horas. Los días de función, de 19.30 a 22 h. (Domingo, de 18.30 a 21h.). Se puede reservar en el teléfono arriba mencionado
  • Internet: www.entradas.com

Vuelve Teatro del Mentidero a La Fundición con "El Betis. La marcha verde", después de agotar las localidades en octubre pasado.

La obra

Un antiguo peluquero sevillano, del Betis, claro, mientras hace su trabajo sobre un cliente en su antigua peluquería, en su terreno, terreno bético, proclama, explica, avasalla al señor con sus férreas ideas béticas, no solo las futbolísticas, las humanas, la del hombre de fútbol con un corazón diferente, mientras el cliente sereno ante tanta tijera, tanta navaja, el corte de pelo, el afeitado, calla en sus más profundos adentros un pecado en esos momentos inconfesables. Es Sevillista.

La "marcha verde" provoca una marea de risas trufadas de ternura, y en su intención, dibuja una Sevilla bética que es popular, costumbrista y aferrada a modos de vida muy peculiarmente andaluces. El texto despierta ecos de la Andalucía profunda e imaginativa, creativa y aferrada a sus modos de entender y ver la vida. El guión es tan sencillo como desternillante.

Antonio Hernández ha entendido muy bien que escribir de fútbol, como escribir de cualquier cosa, es escribir sobre algunos rincones del alma humana. Es una Sevilla alejada de ese mundo señoritil que tanto rechazo provoca en Andalucía, que se empeña en alejarse de la Sevilla sevillista, de la Sevilla "palangana".

El eje fundamental de la obra, con todo, es el Betis, a quien el autor definió "como un gallo que pone la piel de gallina", y por derivación, el beticismo, que tiene, a su juicio, "una psicología muy difícil de explicar".

El Betis, la marcha verde, recoge lo que significa el universo bético. El Betis es un club que en su lema principal proclama su amor a sus colores por encima de las derrotas, ese famoso lema de "viva er Beti manque pierda" lo cual evidencia que la sociedad verdiblanca no es, desde luego, un equipo normal, sino que es algo más: una manera de vivir, tal vez, o una manera de perder, quien sabe, en un texto que despierta ecos de la Andalucía profunda e imaginativa, creativa y aferrada a sus modos de entender y ver la vida.

  • 1