Cultura

La Compañía Nacional de Danza debuta con Martínez

El nuevo director se presenta con su primer programa en el madrileño Teatro de la Zarzuela.

el 08 ene 2012 / 20:25 h.

José Carlos Martínez, director de la Compañía Nacional de Danza, durante un ensayo.

La Compañía Nacional de Danza (CND) estrenará su primer programa con José Carlos Martínez como director, en el Teatro de la Zarzuela de Madrid, el próximo 18 de enero. El espectáculo estará en cartel hasta el 22 de este mismo mes.

El programa está compuesto por cuatro piezas de diferentes coreógrafos que ofrecerán distintas proposiciones artísticas, un amplio abanico de posibilidades estéticas, musicales y coreográficas que responden a diferentes sensibilidades y formas de entender la danza.

Las piezas que interpretará la compañía son Extremely close de Alejandro Cerrudo; El Espectro de la Rosa de Angelin Preljocaj; Artifact II de William Forsythe; y Walking Mad de Johan Inger.

"Bajo el título Work in progress, he diseñado un programa variado que permita al público ver el rumbo que quiero que tome la compañía en esta nueva etapa. Se trata de un programa continuista con el estilo que imprimió Nacho Duato, pues creo que debemos sumar nuevos estilos y facetas a la CND, no restar. El objetivo es mirar hacia el futuro, respetando el pasado de la compañía", explica el director de la CND.

"En lugar de optar por una coreografía de noche completa, escogí cuatro piezas muy diferentes entre sí, que nos permitieran ver a los bailarines de la compañía en diferentes registros", apunta a renglón seguido.

Martínez no pasa por alto las dificultades: "Tal vez la mayor a la que se enfrentan las bailarinas sea la utilización de las zapatillas de punta, un elemento romántico que, en Artifact II, de William Forsythe, se pone al servicio de la danza contemporánea. La pieza es de una teatralidad extrema y cuenta con dos pas des deux neoclásicos al son de la Chacona de Bach. Toda la compañía participa en esta pieza donde las líneas y planos de la técnica clásica ponen a prueba los límites de cada movimiento".

Aprovechando la llegada a Madrid de la exposición de vestuario de los Ballets Rusos, la CND rinde su particular homenaje a la compañía de Diáguilev, programando la versión de El Espectro de la Rosa de Angelin Preljocaj, "una revisión mucho más contemporánea y transgresora, que conserva la esencia y la sensualidad del original", dice José Carlos Martínez.

Al son de otro clásico musical del siglo XX, el Bolero de Ravel, el coreógrafo sueco Johan Inger firma una interesante coreografía de nombre Walking Mad "que conjuga fisicalidad y musicalidad a partes iguales".

Finalmente, bajo una atmósfera "minimalista", y con el pulso del piano de Philip Glass y Dustin O'Halloran, el joven coreógrafo español Alejandro Cerrudo "nos envuelve en un lenguaje neoclásico, de gran riqueza visual, en la pieza Extremely Close", señala el director.

Alejandro Cerrudo, reconocido creador en la ciudad de Chicago, es actualmente bailarín y coreógrafo residente de la Hubbart Street Dance Company, y presenta por primera vez su trabajo en España.

  • 1