Local

La crisis del consejo se resolverá tras las fiestas

El Consejo Permanente de Hermandades y Cofradías de Los Palacios y Villafranca, es decir, los representantes de cada una de las cuatro cofradías, se reunieron el pasado miércoles para intentar solventar la crisis suscitada desde la dimisión de la junta de gobierno en pleno el pasado domingo.

el 15 sep 2009 / 01:43 h.

TAGS:

El Consejo Permanente de Hermandades y Cofradías de Los Palacios y Villafranca, es decir, los representantes de cada una de las cuatro cofradías, se reunieron el pasado miércoles para intentar solventar la crisis suscitada desde la dimisión de la junta de gobierno en pleno el pasado domingo, justo después del pregón de Semana Santa.

Faltó el único miembro que queda de la ya extinta junta de gobierno, el delegado diocesano y párroco José María Guzmán-Sánchez de Alva, de modo que los presentes no llegaron a ningún acuerdo trascendente. Se pusieron de acuerdo, eso sí, en el punto de las ofrendas florales (el consejo ofrecerá un par de ramos a cada corporación antes de su procesión) y en el del palquillo de la carrera oficial, donde faltará el miembro de la junta de gobierno del consejo pero estarán los otros cuatro representantes de las distintas cofradías que no estén procesionando.

El hermano mayor del Gran Poder, José Muñoz, declaró a este periódico, otros debates "habrá que dejarlos para cuando pase la Semana Santa". Destacó asimismo que será el párroco quien convoque elecciones una vez pasadas las fiestas. "Entonces nos podremos sentar incluso con José Dorantes", el ya ex presidente de la junta de gobierno del consejo, quien se marchó a una semana del Domingo de Ramos por considerar que las cofradías "no respaldan" al organismo que representaba. El hermano mayor del Gran poder dijo de él que "ha hecho una buena labor durante todos estos años", pero manifestó que no "se han pensado en nadie para sustituirlo ni nadie ha mostrado intenciones" para ello.

La dimisión puso al descubierto varias paradojas: primero, la de que sus miembros dimitan justo el año en el que la cofradía más popular del municipio, la de la Veracruz (con más de 2.800 hermanos), haya decidido pasar por la carrera oficial después de no haberlo hecho desde que ésta nació hace siete años. Segundo, que lo hiciera una semana antes del Domingo de Ramos. Y tercero, que la hicieran pública justo al terminar el pregón de Semana Santa, pronunciado esta vez por Manuel Barragán. La gota que colmó el vaso fue una disputa sobre en qué lugar de los itinerarios deben salirse del cortejo los miembros del consejo. "Las hermandades no le han echado cuenta nunca al consejo y se creen que éste es una cofradía más", según justificó el ex presidente del consejo tras presentar su renuncia con el resto de su equipo. Lo dijo alguien que llevaba una década al frente del consejo y otra más con cargos internos en la misma.

  • 1