Local

La crisis económica no entiende de arte

Según los más agoreros, la crisis económica que se nos ha echado encima afectará al flamenco. Hablando estos días con organizadores de festivales, coinciden todos en que acabarán desapareciendo algunos de ellos porque los primeros nombres del cante se están poniendo intratables.

el 15 sep 2009 / 04:52 h.

Según los más agoreros, la crisis económica que se nos ha echado encima afectará al flamenco. Hablando estos días con organizadores de festivales, coinciden todos en que acabarán desapareciendo algunos de ellos porque los primeros nombres del cante se están poniendo intratables. Entonces, una de dos: o los ayuntamientos ponen más jurdó o los artistas se bajan de la parra. Es un problema, porque esto es la pescadilla que se muerde la cola. Si a los festivales no acuden las primeras figuras, el público no asiste; y si no va el público, los ayuntamientos pierden interés. Contratar hoy a las cuatro primeras figuras del cante para un festival de verano, es inviable. Sin embargo, en los años 70 y 80 sí era posible llevar en un mismo cartel a Camarón, Lebrijano, Morente, La Paquera y Manuela Carrasco. O sea, que está claro: la única solución es bajar de la parra a las nuevas lumbreras. ¡Uff!

  • 1