Local

La crisis económica y el arte actual

Resulta interesante extraer algunas conclusiones sobre la situación actual del arte contemporáneo...

el 16 sep 2009 / 04:54 h.

Resulta interesante extraer algunas conclusiones sobre la situación actual del arte contemporáneo, en el contexto de la crisis económica global que parece afectar todo. Lo primero que hay que decir es que, hablando en términos generales, la crisis apenas se ha notado. Las últimas informaciones procedentes de diversos ámbitos, como revistas especializadas, ferias internacionales o casas de subasta, destacan que se están batiendo récords de todo tipo. Por ejemplo, esta semana Sotheby's de Londres ha celebrado una de las subastas con mejores resultados de su historia: más del 90% de los lotes ofertados han sido vendidos, habiendo alcanzando la cuarta parte de ellos un precio superior al millón de dólares. La pieza más cara ha sido una de Andy Warhol (Tunafish Disaster Work Mrs. McCarthy and Mrs. Brown), que fue adquirida por más de cuarenta millones de dólares, un precio doce veces superior al que se pagó en 1995.

Unos diez días antes, en la ciudad suiza de Basilea, cerró sus puertas la cuadragésima edición de Art Basel, la feria de arte más importante del mundo. El número de visitantes este año superó los 61.000, la cifra más alta de su historia, y la opinión unánime de galeristas, medios de comunicación, coleccionistas y críticos es que este año ha sido un gran año. En general, la calidad de las obras presentadas ha sido muy alta y las compras de coleccionistas e instituciones han sido más reflexivas y serias, algo que no ocurría años atrás.

Ahondando en la misma dirección, por su parte, el último informe del prestigioso portal de internet Artfacts.net, que mide la confianza de los agentes en el mercado del arte europeo y norteamericano, señala que un 64% opina que los próximos dos años serán mejores de lo que han sido este año y el anterior. La conclusión de todo esto es que el mercado del arte contemporáneo ha alcanzado un grado de consolidación extraordinario, y que si para algo ha servido la crisis ha sido para aportar algo más calidad, sensatez y prudencia al mismo.

  • 1