La crisis en la empresa municipal de Palomares lleva a la agresión a un concejal

El edil Manuel García Ogalla sufrió lesiones en espalda y cuello en un forcejeo con la plantilla.

el 16 nov 2010 / 18:28 h.

El expediente de regulación de empleo (ERE) de la empresa municipal Emdespal está más que acordado. Pero el Ayuntamiento de Palomares del Río todavía no ha pagado los cinco meses de retrasos en las nóminas a la plantilla, parte de la cual perdió los nervios y hasta llegó a las manos con un edil. La víctima fue el primer teniente de alcalde, Manuel García Ogalla, quien al intentar acceder a la casa consistorial fue empujado por algunos empleados, que le causaron lesiones en la espalda y en el cuello.


Ocurrió el pasado lunes a la conclusión de una asamblea de trabajadores en el que se analizaba el ERE pactado con la Junta de Andalucía. Parte de la plantilla se enteró de que el alcalde, Juan Bautista Ginés (PSOE), estaba solo en el consistorio y trataron de entrar por la fuerza para hablar con él. De esa situación fue alertado el primer teniente de alcalde, que es también edil de Seguridad Ciudadana y consejero de Emdespal, y se dirigió al lugar. Cuando se disponía a entrar, fue empujado contra la puerta y los barrotes, mientras recibía los insultos de los manifestantes, según fuentes municipales. La Policía Local tuvo que intervenir para que el concejal del PSOE accediera.

Como le costaba respirar, avisaron a la Guardia Civil, que decidió su traslado al centro de urgencias de Mairena del Aljarafe, donde le mandaron que guardara reposo, le medicaron y le colocaron un collarín. Un día después del incidente, el equipo de gobierno emitió un comunicado en el que condenó estos "actos violentos" y pidió que se encaren "los conflictos de una forma pacífica".

En esa misma línea se posicionó el portavoz de la plantilla por el sindicato CCOO, José Huisa. "Entiendo que la gente pueda perder los nervios porque lleva casi cinco meses sin cobrar, pero no lo comparto", señaló al respecto. En su condena, puntualizó que está en contra "de cualquier agresión, tanto física como psicológica". Entre estas últimas citó los atrasos en los sueldos, que están a expensas "de que el pleno conceda un crédito para costear el ERE".

El acuerdo se alcanzó el jueves pasado y contempla siete despidos -en vez de los 10 planteados inicialmente por el PSOE- y la subrogación del resto de trabajadores al Ayuntamiento de Palomares del Río en calidad de interinos, con una reducción del 30% en su jornada laboral. Para su ejecución, se debe aprobar en un pleno un reajuste de los presupuestos municipales para 2011 y un crédito para sufragar las indemnizaciones por despido y ponerse al día en las nóminas de los 41 trabajadores de Emdespal. El PSOE está en negociaciones con la oposición para que el pleno -y el consiguiente acuerdo- se pueda cerrar este mismo mes.

  • 1