Local

La derogación del trasvase no logra calmar las aguas

La derogación del trasvase de agua a Barcelona no ha sido muy bien acogida por parte de varias comunidades autónomas. Sólo Aragón se muestra satisfecha, pero advierte de que se mantendrá vigilante.

el 15 sep 2009 / 06:03 h.

TAGS:

La derogación del trasvase de agua a Barcelona no ha sido muy bien acogida por parte de varias comunidades autónomas. Sólo Aragón se muestra satisfecha, pero advierte de que se mantendrá vigilante.

El Consejo de Ministros derogó el real decreto-ley que regulaba la conducción temporal de agua a Barcelona desde Tarragona al no existir ya la situación de "extraordinaria necesidad" y de emergencia que motivó su aprobación el pasado 18 de abril.

Así lo aseguró tras el Consejo de Ministros la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, quien agregó que "de justicia fue ponerlo en marcha en honor a la igualdad de todos los españoles y de justicia es derogarlo cuando ya no es necesario".

Tras las intensas lluvias registradas la semana pasada, los embalses de las cuencas internas se encuentran al 47,2%, en tanto que los del sistema Ter-Llobregat, que abastecen a Barcelona, están al 54%, más del doble que en abril.

Por ello, el Gobierno catalán ha levantado ya las restricciones por la sequía que impedían llenar piscinas, regar jardines o lavar el coche en el área metropolitana de Barcelona, aunque continúan en un total de 49 municipios de la cuenca catalana del Muga, y dos cuencas -la del Segura y la del Júcar-, siguen en una situación critica.

Esta decisión del Gobierno de derogar el trasvase ha sido bien acogida en Aragón, aunque su presidente de Gobierno, el socialista Marcelino Iglesias, advirtió de que su Ejecutivo seguirá "permanentemente vigilante" con las aguas del Ebro ante posibles amenazas de trasvases.

Críticas.

Sin embargo, esta decisión del Consejo de Ministro ha recibido críticas desde otros puntos de España. Así el el consejero murciano de Presidencia, Juan Antonio de Heras (PP), calificó de "lamentable" la medida, ya que "se acaba de privar a la segunda ciudad de España en términos demográficos de una infraestructura que va a ser imprescindible para su futuro", razón por la que dijo que "desde Murcia esperamos que ésta vuelva a recuperarse".

Por su parte, el vicepresidente primero del Gobierno valenciano, Vicente Rambla (PP), al igual que su compañero murciano, dijo que es una injusticia lo que se ha hecho con cataluña, que demanda agua.

Y desde cataluña, el portavoz adjunto de CiU en el Congreso, Pere Macias, afirmó que después de que el Consejo de Ministros haya derogado el real decreto-ley que regulaba la conducción temporal de agua a Barcelona desde Tarragona, "se pone fin a uno de los episodios más tristes de desgobierno en materia de agua".

Además, recordó que su portavoz en el Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida, anunció un acuerdo con el PSOE para aprobar la moción del partido catalán para estudiar el trasvase del Ródano.

Finalmente, el portavoz de Medio Ambiente del PP en el Congreso, Carlos Floriano, acusó al Gobierno de no resolver el problema del agua y dijo que José Luis Rodríguez Zapatero "no necesita una ministra", sino un "hombre o mujer del tiempo" que le "anticipe" si va a llover o no.

  • 1