jueves, 15 noviembre 2018
09:39
, última actualización
Deportes

La derrota del Betis B le puede salir cara al club

El árbitro consignó en el acta que un aficionado llegó a "zarandear" a uno de sus asistentes. Risto Vidakovic también sale muy mal parado.

el 21 feb 2012 / 21:15 h.

El Betis B sufrió el domingo su sexta derrota en las ocho últimas jornadas, 1-2 ante el Lorca, pero el resultado es lo de menos. Lo de más son las consecuencias que puede acarrear al club verdiblanco. El motivo es la actuación del árbitro, el canario Heriberto Ramos Rodríguez, que no sólo expulsó a Álex Bernal por doble amarilla y a Risto Vidakovic por increparle, sino que consignó incidentes de público que derivarán en una fuerte multa y quién sabe si algo más.

"En el minuto 75, tras la consecución del gol del Lorca, un aficionado con la bufanda del Betis sarandeó (sic) al asistente número 2 de su camiseta, teniendo que introducirse en el terreno de juego y ser protegido por miembros de seguridad pública y privada. Pasados unos dos minutos, desde el mismo sector se lanzó un vaso de plástico vacío al terreno de juego, no impactando en nadie", explica Ramos Rodríguez en el acta.

En cuanto a Álex Bernal y Vidakovic, ambos serán sancionados. El castigo será peor para el míster. Primero, porque es reincidente y por su roja directa: "Por dirigirse a mí, a viva voz y con los brazos en alto, desde el área técnica en los siguientes términos: ¡vete a tomar por culo, esto es un cachondeo!", dice el trencilla. Y segundo, porque el colegiado escribió que tras el final del encuentro se dirigió "a viva voz" a los policías que llevaban al trío arbirtral al vestuario diciéndoles: "¡Para qué les escoltan, si no tienen ni puta idea, que apestan!". 

  • 1