Local

La difícil tarea de identificar a los muertos en la guerra

Los estudios que está haciendo el Ayuntamiento sobre los desaparecidos de la Guerra Civil han revelado que en Dos Hermanas existen 272 personas enterradas que no eran de la ciudad, lo que va a dificultar su identificación: en principio, se investiga la filiación a petición de los familiares.

el 16 sep 2009 / 02:12 h.

TAGS:

Los estudios que está haciendo el Ayuntamiento sobre los desaparecidos de la Guerra Civil han revelado que en Dos Hermanas existen 272 personas enterradas que no eran de la ciudad, lo que va a dificultar su identificación: en principio, se investiga la filiación a petición de los familiares.

Los desaparecidos sin identificar que hay en Dos Hermanas podrían no ser tantos como puede dar a indicar la cifra de 272, ya que la defunción de algunos de ellos podría constar en cualquier otro pueblo. Durante la Guerra Civil que se inició en julio de 1936, el bando golpista lanzó el 8 de noviembre de ese año un decreto, el número 67, en el que se decretaba que la inscripción del fallecimiento de las personas se verificará en el Registro Civil del último domicilio conocido.

Concluida la Guerra Civil, el propio régimen franquista reconoce el número de personas enterradas sin identificar en Dos Hermanas, y lo hace a través de un informe que realiza la Comisión Gestora de la Causa General de España que emite al ya consolidado gobierno franquista el 24 de octubre de 1942.

El documento especifica que durante los primeros meses del "glorioso alzamiento" fueron hallados en el término municipal 272 cadáveres de personas con "heridas de armas de fuego" que fueron enterrados en el cementerio de San Pedro "sin que ninguno de ellos fuera identificado y suponiéndose fuera de elementos marxistas", reza el informe. Asimismo se especifica que dichas personas no fueron reconocidas como residentes en Dos Hermanas y sufrieron "una muerte violenta durante la dominación", concluye el texto.

Este documento está ahora en manos del Ayuntamiento nazareno, pero hasta que no se realizó el recién concluido estudio de los desaparecidos en el municipio se encontraba en el Archivo Histórico Nacional.

Legalmente, quienes pueden promover la declaración de defunción de los desaparecidos son los descendientes de la persona. Sin embargo, durante la guerra hubo muchos muertos jóvenes que no llegaron a tener hijos. Para estos casos, el abogado Rafael de Castro, a quien se le encargó la investigación de los desaparecidos, considera una buena fórmula que el Ayuntamiento se dirija al Ministerio Fiscal y aporte los datos que tiene para instarle a certificar la declaración de fallecimiento.

"Tenemos unos desaparecidos, que son los 272 que reconoció el régimen, más los 137 fallecidos que son de Dos Hermanas. Nosotros hemos conseguido inscribir a 51", con lo que son 358 los no identificados. De Castro explica que para el resto "el primer filtro sería saber si tienen parientes o personas interesadas en hacer el proceso, y en caso de que no los tengan lo puede instar el Ayuntamiento como entidad pública", concluye el abogado.

  • 1