Local

La eólica se sitúa como la primera fuente energética del país en marzo

En pleno debate sobre el futuro energético superó a la nuclear.

el 31 mar 2011 / 19:32 h.

TAGS:

Un molino de viento del parque eólico del País Vasco.

En pleno debate sobre el futuro de las centrales nucleares en España tras el accidente en Fukushima (Japón), la energía eólica se convirtió por primera vez en la principal fuente de energía al superar durante el mes de marzo al resto de tecnologías, entre ellas los ciclos combinados de gas y las nucleares.


Red Eléctrica de España (REE) y la Asociación Empresarial Eólica (AEE) informaron que los parques eólicos produjeron en marzo 4.738 gigavatios hora (GWh), lo que supuso el 21% de toda la electricidad generada, así como un incremento del 5% con respecto al mismo periodo de 2010 y un récord histórico dentro de un mismo mes.


Tras esta aportación del 21%, la eólica se convierte en la primera fuente de la matriz de generación, por delante del 19% de la nuclear, del 17,3% de la hidráulica, del 17,2% de los ciclos combinados, del 15% de la cogeneración y otros, del 12,9% del carbón y del 2,6% de la solar. La eólica también cerró el primer trimestre del año como principal fuente energética, con un 21%, lo que contribuyó a que el 57,9% de la electricidad se produjese sin emisiones de CO2. En total, la eólica evitó la emisión de 1,7 millones de toneladas de CO2 en marzo, el equivalente a plantar 850.000 árboles, y desplazó en el mercado a tecnologías más caras.


Renovables en auge. Gracias a la contribución de esta fuente de obtención energética, las renovables cubrieron en marzo el 42,2% de la demanda, por debajo del 48,5% de 2010, debido a que la producción hidráulica fue extraordinariamente elevada durante el año pasado. En el primer trimestre, las renovables supusieron el 40,5%, frente al 44% del primer trimestre de 2010.


La AEE destaca que los molinos produjeron en marzo electricidad suficiente para cubrir todo el consumo de un país del tamaño de Portugal y que evitó en solo un mes una transferencia de rentas a otros países de 250 millones como consecuencia de las importaciones de hidrocarburos. Esta circunstancia, asegura la asociación eólica, fue la principal razón por la que 2010 fue el primer año en que España tuvo un saldo exportador de electricidad con Francia. El coste medio anual del mercado de electricidad español fue de 38 euros por megavatio hora (MWh), frente a los 47,5 euros MWh del país galo.


"Este hito histórico demuestra que esta energía, además de ser autóctona, limpia y cada vez más competitiva, es una realidad ca-paz de abastecer ya a 13 millones de hogares", señaló el presidente de la AEE, José Donoso. La eólica cerró el pasado ejercicio con una potencia instalada de 20.676 megavatios (MW), en línea con los objetivos del Plan de Energías Renovables 2005-2010.
AEE pidió al Gobierno que establezca lo antes posible el nuevo marco regulatorio que sustituya al Real Decreto 661/2007, que vence en 2012, y que ofrezca la hoja de ruta para alcanzar los objetivos comunitarios de 2020, para cuando la Comisión Europea tiene previsto que dentro del territorio comunitario por lo menos el 20% de la energía tiene que proceder de fuentes renovables.


Este hecho se presenta en un marco de controversia después de lo ocurrido en la central japonesa de Fukushima-1. Tras la fuga radiactiva por los daños producidos por el terremoto y el posterior tsunami, la seguridad de las plantas nucleares quedó en entredicho por la comunidad internacional.

En España el debate se centra sobre el cierre de la central de Garoña y la continuidad de las restantes, después de que Bruselas declarase que propondrá un marco común para que estas centrales sean sometidas a unos tests de resistencia.

  • 1