Local

La Esperanza de los mayores

La Madrugada este año se ha anticipado. La basílica de la Macarena recibió la visita de una veintena de ancianos dependientes de la mano de los voluntarios de la Fundación Gerón. La iniciativa pretende acercar las costumbres de la ciudad a las personas que se encuentran impedidas.

el 15 sep 2009 / 01:43 h.

TAGS:

La Madrugada este año se ha anticipado. La basílica de la Macarena recibió la visita de una veintena de ancianos dependientes de la mano de los voluntarios de la Fundación Gerón. La iniciativa pretende acercar las costumbres de la ciudad a las personas que se encuentran impedidas.

La hora del ángelus. Son las doce de la mañana y en los alrededores de la puerta de la basílica de la Macarena se agolpan turistas y fieles. Entre la multitud se distingue a un grupo de cuarenta personas entre ancianos y voluntarios. Algunos miran el campanario. Los más impacientes, preguntan cuándo será la hora en la que podrán acceder a la iglesia. Otros, más devotos, no ocultan la emoción de poder ver a la Esperanza en primera fila y sin bulla, ya que desde el martes pasado se encuentra entronizada en el palio con el que procesionará el próximo Jueves Santo.

No había mantillas ni trajes de chaqueta oscuros. Los balcones, de momento, no estaban engalanados con colgaduras verde Esperanza. Los armaos no aparecían para hacer el rutinario relevo ante la Señora de San Gil. Pero parecía una Madrugada más en Sevilla.

Los voluntarios de la Fundación Gerón fueron los encargados de guiar a los ancianos en la visita a la basílica. Este evento se enmarca dentro de un programa para atender a las personas mayores que viven solas y necesitan el cariño de alguien que los cuide.

Cuenta que queda saldada por todos los que arriman el hombro para ayudar. Para los mayores se trata de la única oportunidad que van a tener para vivir de cerca esta festividad debido a que viven solos y algunos se encuentran impedidos, de manera que, para salir de casa siempre dependen de alguien que les acompañe.

En el interior del templo las imágenes de ternura se repitieron durante toda la visita. Rosario en mano, Paco Molina de 77 años, le reza a la virgen. "Es mi madre y lo que más quiero en este mundo. Lo único que le pido es la paz entre los hermanos", apuntaba mientras se secaba las lágrimas. Dolores Cruz de 82 años y abrazada a su cuidadora recordaba cómo vivía la Semana Santa en sus años mozos. "Yo me metía en todas las bullas -ríe-.

Lo que pasa es que mis piernas ya no dan para más. Por eso es una alegría que podamos ver el paso en primera fila", afirmaba Cruz. Cuando la veintena de ancianos llegaron ante el presbiterio del templo, justo delante del frontal del palio, la foto de grupo emocionó a más de uno. "Me siento como una niña chica con un caramelo sin abrir. No me creo que la tenga tan cerca".

Esta actividad forma parte de las muchas que, de cara a la primavera, la entidad tiene previsto realizar con los ancianos y sus cicerones. Y es que cuando el Miércoles de Ceniza se acerca, el ambiente cofrade se respira en cada rincón de la residencia. Se ponen el capirote y se convierten en capillitas de primera para aventurarse en la visita a los templos.

Gitanos y Gran Poder fueron los destinos anteriores. Para el año próximo "amenazamos con cruzar el puente para rezarle a la Esperanza de Triana", expresaba con vitalidad Carmen Ramírez de 92 años, la más veterana de cuantos reciben asistencia en la fundación.

Talleres para convertirse en pequeños imagineros, escultores o tallistas hacen que la soledad en estas fechas tan señaladas se reduzca y los mantenga entretenidos. Un ejemplo es la elaboración de pasos en miniatura con cartón o la fabricación de flores utilizando papel de seda.

El último curso intensivo que se ha impartido ha sido sobre torrijas. El director de Gerón, Antonio Aguilar, quiso hacer un llamamiento: "Las familias tienen que mostrar más preocupación por los mayores".

Escolta de gala. En otro orden de cosas, esta tarde a las 19.30 horas se producirá la entrega de un cuadro de la Macarena al grupo Hércules de la Comisaría Centro. Entre los asistentes al acto estarán el subdelegado del Gobierno en Sevilla, Faustino Valdés, el Jefe Superior de la Policía, Enrique Álvarez, y el Comisario Provincial de Policía, Juan Rojo.

  • 1