Local

La Eurocámara elige presidente por primera vez a un político del Este de Europa

El Parlamento Europeo eligió ayer por abrumadora mayoría al conservador polaco Jerzy Buzek como su nuevo presidente, en una decisión que sitúa por primera vez a un político procedente de un país ex comunista al frente de una institución comunitaria.

el 16 sep 2009 / 05:43 h.

TAGS:

El Parlamento Europeo eligió ayer por abrumadora mayoría al conservador polaco Jerzy Buzek como su nuevo presidente, en una decisión que sitúa por primera vez a un político procedente de un país ex comunista al frente de una institución comunitaria.

"Este es un día simbólico. Un representante de un país de la Europa central y oriental se ha convertido, gracias a ustedes, en presidente del Parlamento Europeo", declaró Buzek tras su elección. Con 555 votos de los 713 emitidos, Buzek se convirtió en el presidente de la Eurocámara con un mayor respaldo en toda la historia, apoyado en la fuerza de su grupo, el del Partido Popular Europeo (PPE), y en la de socialistas y liberales, que habían sellado previamente un acuerdo técnico con los conservadores para arropar a su candidato.

Sin embargo, Buzek recabó los votos de muchos más diputados, como los verdes y los del nuevo grupo conservador que lideran los tories británicos, principalmente por el "símbolo" que para muchos supone dar la Presidencia del PE a una persona procedente de la antigua Europa comunista. "Para todo el Parlamento es motivo de satisfacción que ya no haya una Europa del Este y del Oeste, que haya una única Europa que simboliza nuestro presidente", aseguró el líder conservador, Joseph Daul, resumiendo el sentir de la mayor parte de los portavoces parlamentarios.

El calificativo de "momento histórico" fue empleado por los líderes de varias fuerzas para referirse al ascenso de un polaco a la Presidencia de la Eurocámara.

Buzek, quien fue dirigente del sindicato Solidaridad en la década de los 80 y primer ministro de Polonia entre 1997 y 2001, recalcó el "honor" que supone el cargo para "los millones de ciudadanos que no se plegaron a los sistemas totalitarios". "Hace muchos años yo soñaba con ser diputado del Parlamento polaco si Polonia lograba la libertad y, ahora, soy presidente del Parlamento Europeo. Ni en mis sueños más audaces lo podría haber imaginado", aseguró el nuevo presidente.

Buzek, de 69 años, es ingeniero químico y experto en innovación y recursos energéticos, áreas en las que destacó por su actividad en el PE durante la pasada legislatura. Entre las prioridades para su mandato, Buzek destacó ayer la defensa de los derechos humanos en todo el mundo y la lucha contra la crisis económica.

"Tenemos que darnos cuenta de que nos encontramos en una crisis y que los europeos esperan una resolución a este problema", insistió. Además, defendió abiertamente el Tratado de Lisboa -pendiente de ratificación en cuatro Estados, entre ellos Polonia- y opinó que es necesario un diálogo más estrecho de la UE con varios países del mundo, entre ellos los de la cuenca mediterránea, Latinoamérica y las nuevas potencias emergentes.

Buzek ocupará la Presidencia del Parlamento durante los próximos dos años y medio, cuando será sustituido por un diputado socialista en virtud del acuerdo entre las dos grandes fuerzas del hemiciclo. Ayer contaba con un solo oponente, la izquierdista sueca Eva-Britt Svensson, que obtuvo 89 votos. Buzek releva en el cargo al también conservador Hans-Gert Pöttering, a quien ayer el nuevo presidente, luterano practicante, regaló una figura de Santa Bárbara, patrona de los mineros, fabricada en una pieza de carbón de Silesia, su región de origen. El polaco es el decimotercer presidente de la Eurocámara desde que ésta comenzó a elegirse por sufragio directo en 1979.

  • 1