Local

La Fiscalía impugna la sentencia que avaló la objeción a Ciudadanía

La Fiscalía cumplió el miércoles con su anuncio de recurrir ante el TS la sentencia en la que la Justicia andaluza avala el derecho a la objeción de conciencia a la asignatura de Educación para la Ciudadanía. Entiende que el fallo del TSJA no presenta las razones por las que defiende que esta materia intenta adoctrinar a los alumnos.

el 15 sep 2009 / 03:45 h.

TAGS:

La Fiscalía cumplió el pasado miércoles con su anuncio de recurrir ante el Tribunal Supremo la sentencia en la que la Justicia andaluza avala el derecho a la objeción de conciencia a la asignatura de Educación para la Ciudadanía. Entiende que el fallo del TSJA no presenta las razones por las que defiende que esta materia intenta adoctrinar a los alumnos.

Con fecha 23 de abril, la Fiscalía plantó cara al posicionamiento de la Sección Tercera de la Sala de los Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA). Esos jueces dieron luz verde a unos padres de Bollullos par del Condado (Huelva) para que se negasen a que sus hijos fueran a clase de la controvertida asignatura. Ese fallo, del 4 de marzo pasado -en plena campaña electoral- fue el primero que avalaba la objeción de conciencia a Educación para la Ciudadanía con un planteamiento que volvió a repetirse, en los mismos términos, ante las peticiones en La Carolina y Málaga.

Lo que hizo esa sección del TSJA en todos esos casos fue permitir que los alumnos falten a las clases de una asignatura obligatoria sin que eso repercuta en sus expedientes académicos. En la primera sentencia, la del 4 de marzo, el Alto Tribunal andaluz veía "razonable" que los padres estuviesen "en desacuerdo con parte de la asignatura" que, según sostuvo el citado fallo, incluye "conceptos de indudable trascendencia ideológica y religiosa".

Para el Ministerio Público, sin embargo, ni la Constitución deja margen a la objeción de conciencia en este tipo de casos ni la sentencia del TSJA razona de forma clara por qué asignatura tiene tal trascendencia ideológica y religiosa. A través de un recurso de casación pide al Tribunal Supremo que se pronuncie sobre este asunto.

Para la Fiscalía, la jurisprudencia aplicable al caso -la del Tribunal Europeo y la del Constitucional- no cierra la puerta a que los programas educativos incluyan "postulados filosóficos, ideológicos o religiosos siempre que lo sean con un planteamiento expositivo". Lo que no pueden hacer las autoridades educativas, añade el recurso del fiscal, es "que pueda incluir un objetivo de adoctrinamiento y apología a favor de una determinada ideología".

¿Educación para la Ciudadanía llega a ese extremo? Dice la Fiscalía que el TSJA guarda "absoluto mutismo" sobre las razones por las que entiende que "esos conceptos de trascendencia ideológica o religiosa están impregnados de finalidad apologética o de adoctrinamiento".

La Fiscalía avala además la decisión de la Consejería de Educación de no permitir la objeción de conciencia: "Se trata de un derecho que no está reconocido con carácter general por nuestra Constitución, que únicamente alude a un supuesto específico, que es el deber de prestar el servicio militar obligatorio".

  • 1