Economía

La inflación cae por cuarto mes consecutivo y se sitúa en el 3%

La bajada de los precios de los transportes y los alimentos provocan el descenso del IPC en agosto.

el 13 sep 2011 / 08:33 h.

Los hoteles optaron el pasado agosto por incrementar sus tarifas menos que en el verano de 2010.

En medio de la tormenta económica internacional, al menos una buena noticia para el bolsillo de los consumidores españoles. El Índice de Precios de Consumo (IPC) subió una décima en agosto en relación al mes anterior, pero la tasa interanual cayó hasta el 3%, una décima por debajo de la registrada en julio, según informó ayer el Instituto Nacional de Estadística (INE).

De esta forma, la tasa interanual, que en este caso es una décima mayor que la avanzada por el indicador adelantado del IPC, publicado el pasado 30 de agosto, retrocede por cuarto mes consecutivo tras ocho meses seguidos al alza y se sitúa en niveles de diciembre de 2010.

El incremento del crudo elevó los precios desde principios de año, con una subida del 3,3% en enero, del 3,6% en febrero y marzo, y del 3,8% en abril, el valor más elevado desde septiembre de 2008, mes en el que se situó en el 4,5%.

En mayo, el IPC rompió esta tendencia al mantenerse estable en tasa intermensual y bajar en tasa interanual.

La subida intermensual del IPC se produce después de sumar dos meses consecutivos a la baja y registrar en julio la segunda mayor caída del año después de que los precios iniciarán 2011 con un retroceso de siete décimas sobre el mes de diciembre.

Según los datos publicados por el INE, la inflación subyacente, que no incluye los precios de productos energéticos ni de alimentos no elaborados, se situó en agosto en el 1,6%, con lo que se mantuvo respecto al mes anterior.

Por su parte, el Indicador de Precios al Consumo Armonizado (IPCA) situó en agosto su tasa anual en el 2,7%, tres décimas por debajo de la registrada en julio.

El retroceso del IPC del mes pasado se debió sobre todo a los precios de los transportes, condicionados por la bajada de los precios de los carburantes y lubricantes, y al grupo de alimentos y bebidas no alcohólicas. También influyó en el dato de agosto la evolución de los precios en los hoteles, bares y restaurantes, que este año han optado por incrementar sus tarifas menos de lo que lo hicieron en 2010. Además, se abarataron los medicamentos y otros productos farmacéuticos, con un descenso del 1,2%, cinco décimas respecto a julio. En cuanto al dato intermensual, el avance de una décima se explica por la subida del ocio y la cultura, epígrafe en el que se incluyen los viajes organizados.

En lo que se refiere a la comunidad andaluza, el IPC subió un 0,1% el pasado agosto con respecto al mes anterior, de forma que la tasa interanual se quedó en el 2,9%. Con este aumento, la inflación acumulada se situó en la región en el 0,5%.

  • 1