Local

La juez investiga si 8 empresas acordaron la venta de Merca

La magistrada interrogó a Crespo sobre el papel que tuvo Torrijos en el concurso.

el 24 feb 2010 / 22:27 h.

TAGS:

Gonzalo Crespo, en el centro, llega a los juzgados acompañado por su abogado, Miguel Villegas.

La declaración del ex concejal y presidente de Mercasevilla Gonzalo Crespo dejó ayer entrever cuál es la teoría de la juez del caso y hacia donde va a dirigir la investigación por la presunta venta irregular de los terrenos de la entidad. La magistrada citó en sus preguntas hasta seis empresas, además de Sando y Noga, que presentaron sus ofertas para adquirir los suelos, a las que denomina como de "relleno". Además, en su interrogatorio hizo hincapié en el papel que el teniente de alcalde y vicepresidente de Mercasevilla, Antonio Rodrigo Torrijos, tuvo en el concurso.

En un auto fechado a 29 de enero, la titular del Juzgado de Instrucción 6, Mercedes Alaya, solicitaba a la Policía Judicial que recabase las ofertas técnicas presentadas por todas las empresas que participaron en el concurso, salvo la de Sando, "única unida a las actuaciones". Ayer, la juez planteaba a Crespo si las ofertas presentadas por "Azucarera Larios, Prasa, Edamar, Realia y Construcciones Juan de Robles eran propuestas de relleno", ya que según la documentación que obra en poder de la juez, "ninguna tenía oferta social y la última ni oferta técnica ni social".

Crespo dijo desconocer este extremo porque su labor en la mesa de contratación "se limitó a ordenar la apertura de los sobres" y que "acababa de saber ahora" que dichas empresas no se ajustaron a las condiciones del pliego. Una pregunta que generó la protesta del letrado del aún consejero de Mercasevilla al considerar que se le debía plantear "a las entidades que realizaron estas ofertas" y no a él.

Pero la magistrada continuó. "Quedaba Sanma [filial de Sando], Landscape Espais y Noga ¿Sabía que Noga y Landscape Espais tienen una fuerte vinculación entre sí?", preguntó, insinuando un acuerdo para que Sando resultase la adjudicataria. Lo que Crespo dijo desconocer. La juez insistió, preguntando si cuando una empresa quiere ganar un concurso público "lo normal" es que "cumplimente la oferta con todos los apartados del pliego", a lo que respondió que "eso es lo normal", pero que él no puede ponerse en lugar de las empresas. De estas tres, además, la magistrda solicitó en el citado auto, los datos del Registro Mercantil.

La titular de Instrucción 6 incluso planteó si la empresa Landscape, al no cumplimentar uno los puntos del concurso, "pudo no estar interesada en ganar el concurso".Una pregunta que no sólo provocó la protesta del letrado de Crespo, sino también del abogado del ex director general de Mercasevilla Fernando Mellet y del letrado del PSOE, ya que "un proceso penal tiene como objeto el de investigar ilícitos penales y no opiniones.

En su siguiente pregunta, la magistrada le plantea a Crespo, "en base a lo expuesto", si el concurso podría estar "predeterminado para que lo ganara finalmente Sanma en virtud de un acuerdo previo". El ex presidente de la entidad dijo que "eso no es cierto". Crespo, que sólo accedió a responder las preguntas de la juez y del fiscal, explicó que la idea de convocar un concurso, en lugar de una subasta, "fue asumida por todos en el Consejo de Administración y en la Comisión Ejecutiva".

Según dijo, "la subasta podría provocar el efecto especulativo que no pretendían, ya que las viviendas que se fueran a construir adquirirían precios inaccesibles", una decisión asumida por "todos, incluso por la oposición, que en esto tuvo un comportamiento ético y razonable" y que se trató "de una decisión política".

El otro frente en el que se centró la juez fue en el papel de Rodrigo Torrijos, ya que planteó la posibilidad de que él, como vicepresidente de la entidad, "asumiera la dirección de Mercasevilla" y que el cargo de presidente que tenía Crespo fuera "de contenido institucional". Gonzalo Crespo lo negó, asegurando que a él "siempre le ha gustado trabajar en equipo". Además, calificó a Torrijos como "muy respetuoso" con el cargo que él desempeñaba, aunque también dijo "que siempre se ha interesado por todos los temas, siempre se ha interesado por enterarse de los entresijos de cada cuestión".

Crespo finalizó diciendo que los hechos que le imputa "no son ciertos" y que "no se pueden sostener de ninguna forma". "Mi misión fue la de obtener un consenso político sobre un proyecto del Ayuntamiento y no solo del Gobierno de la ciudad, evitando cualquier especulación del suelo".

  • 1