Local

La Junta abre la posibilidad de que los alumnos de Infantil repitan curso

Educación ha autorizado a los colegios de Infantil retrasar un año el salto a Primaria de los niños de 6 años con problemas de aprendizaje. Antes de empezar la evaluación final del curso los centros recibieron una norma que permite postergar la escolarización obligatoria a 7 años.

el 15 sep 2009 / 06:33 h.

TAGS:

Educación ha autorizado a los colegios de Infantil retrasar un año el salto a Primaria de los niños de 6 años con problemas de aprendizaje. Antes de empezar la evaluación final del curso, que concluye mañana, los centros recibieron una norma que permite postergar la escolarización obligatoria a 7 años y hacer repetir al niño un curso escolar que es voluntario.

La Consejería de Educación dictó nuevas instrucciones la semana pasada referentes a la evaluación en Educación Infantil, y se las remitió a todos los centros escolares a sabiendas de que harían uso de ellas en menos de 15 días. Ahora mismo los colegios están inmersos en las evaluaciones, un proceso en el que todos los profesores de un curso se reúnen y hablan de cada alumno, asignatura a asignatura, y desgranan sus progresos y sus dificultades a lo largo del año. Al final deciden si el chaval promociona de curso o si repite, si tiene asignaturas pendientes o si pasa limpio.

En Infantil no se puede repetir de curso, primero porque es una etapa voluntaria. Segundo porque, según los expertos, hasta los 6 años es difícil diagnosticar dónde están los agujeros negros en el proceso de aprendizaje de un niño. Sin embargo, en casos concretos, la Junta ha decidido que si el crío ha mostrado problemas de madurez intelectual le resultará más fácil superarlo si espera un año más antes de entrar en Primaria. "En Educación Infantil, las Delegaciones Provinciales de Educación podrán autorizar la permanencia del alumno durante un año más en el último año del segundo ciclo de la etapa, cuando se estime que dicha permanencia permitirá alcanzar los objetivos de la etapa o será beneficiosa para su socialización".

El sistema escolar empieza a los 6 años, en 1o de Primaria, y se prolonga hasta los 16, en el último curso de Secundaria. Ésa es la franja de la escolarización obligatoria, lo que significa que si a los 6 años un niño no está entrando en el sistema por la puerta de Primaria, sus padres están incumpliendo la ley.

Es preciso recordar esto para comprender la trascendencia de la decisión que acaba de recuperar Educación: para prorrogar la escolarización obligatoria un año más, permitiendo que el niño no entre en el sistema hasta los 7 años, se necesita el visto bueno del director del centro, la propuesta del maestro-tutor del niño y un invorme del Equipo de Orientación Educativa, además de la firma de los padres.

Después, la Inspección Educativa debe elaborar otro informe para explicar cómo se ha tramitado la autorización. "No es algo baladí. Se exigen muchos trámites porque tomar una decisión así debe estar muy justificado", explican fuentes de la consejería.

Con todo, Educación rehusa hablar de "repetidores en Infantil". "No se les hace repetir, porque no se les suspende. Se les deja un año más en un curso con condiciones idóneas para que maduren antes de pasar a Primaria", explican las mismas fuentes.

Las instrucciones sobre la evaluación en Infantil recuperan una orden que regulaba la educación para alumnos con necesidades especiales que fue derogada el año pasado. El cambio respecto a aquella orden es que ahora la Junta ha especificado que sea el último curso de Infantil, al finalizar la etapa, cuando se tome la decisión de prorrogar un año más la escolarización. "Había un vacío legal que hemos decidido volver a cubrir a tiempo para que puedan aplicarlo este final de curso", explican.

  • 1