Local

La Junta admite no tener plaza para tratar a la niña que pega a su madre

La menor de 13 años cuya madre denunció que la agrede y pidió a la Junta que la tutele ingresará el próximo martes en un centro especializado del hospital madrileño Gregorio Marañón. La Junta reconoció que en Andalucía "no había plaza" en el servicio que necesita y criticó a la familia por "airear" el caso.

el 15 sep 2009 / 04:25 h.

TAGS:

La menor de 13 años cuya madre denunció que la agrede y pidió a la Junta que la tutele ingresará el próximo martes en un centro especializado del hospital madrileño Gregorio Marañón. La Junta reconoció que en Andalucía "no había plaza" en el servicio que necesita y criticó a la familia por "airear" el caso.

La joven, embaraza de dos meses y con un trastorno de conducta diagnosticado, ingresará el 13 de mayo en un centro "adecuado a sus circunstancias" y en el que recibirá "atención específica" de Madrid porque en Andalucía "no había plaza". Según la consejera de Igualdad y Bienestar Social de la Junta, Micaela Navarro, la decisión del recurso más adecuado para ella fue determinada por un equipo de profesionales conjuntamente con la familia, que conocía "desde hace varios días" que el ingreso está previsto para el martes próximo.

Navarro criticó a la madre por "airear" las circunstancias del caso ya que hace "un flaco favor" a los menores y "dificulta la resolución del problema". "Hoy toda España conoce un caso que ayer sólo conocía la familia y la Administración", lamentó, y calificó de "sorprendente" que sean los propios padres los que, en casos como éste, hagan público las circunstancias de sus hijos.

Recordó que cuando una familia solicita ayuda en un caso como este debe "dejar que sean los propios equipos especializados los que determinen el recurso más adecuado a las circunstancias". "Lo que no puede ser es que se pida ayuda, que están en el derecho de pedirla y nosotros de darla, y al mismo tiempo querer tutelar el proceso que se siga con la menor", apuntó.

Sin desamparo. Sobre la petición de tutela de la menor por parte de la Junta, Navarro incidió en que ésta se produce cuando un menor "está en desamparo, no está bien atendido o no hay preocupación por parte de la familia, pero éste no es el caso ya que la menor está atendida y su familia se preocupa y ocupa de ella". La madre llegó a firmar el desamparo de su hija pero fue rechazado por el Servicio de Protección de Menores por considerar que sí se preocupa de ella.

Desde Córdoba, provincia en la que reside la familia, el delegado del Gobierno de la Junta, Antonio Márquez, defendió que la mejor solución es sacar a la menor "del entorno natural en el que se produce esa situación".

La Asociación Pro Derechos del Niño y de la Niña (Prodeni) instó a la Fiscalía a actuar de oficio y ordenar a la Junta que asuma la tutela de la niña "de inmediato" ya que "está en una situación de desamparo total porque hace lo que le da la gana, no pudiendo su madre hacer nada al respecto", según su portavoz, José Luis Calvo.

Sin embargo, el fiscal jefe de Córdoba, José Antonio Martín-Caro respondió que la Fiscalía no puede actuar de oficio porque es la Junta la administración responsable para tomar decisiones sobre este asunto. Tampoco puede actuar contra la madre por el absentismo escolar denunciado por ella misma porque "es la propia madre la que está pidiendo ayuda a la Junta ante la actitud de su hija".

El portavoz de Prodeni denunció que la Junta "se lava las manos en este tipo de casos" y calificó su actuación de "impresentable". Auguró que el caso "terminará mal" si la Fiscalía o la Junta "no le ponen remedio".

  • 1