Local

La Junta fijará los servicios mínimos del paro de Lipasam

el 22 ene 2013 / 17:56 h.

TAGS:

Una de las protestas de los trabajadores frente al Ayuntamiento.
La delegación provincial de la Consejería de Economía, Innovación,  Ciencia y Empleo en Sevilla ha acogido este martes una reunión a la  que habían sido convocados el comité y la directiva de la sociedad  Limpieza Publica y Protección Ambiental (Lipasam), participada en  solitario por el Ayuntamiento hispalense, para debatir los servicios  mínimos de la huelga indefinida convocada a partir del 28 de enero.  Después de que las partes en liza no hayan alcanzado un acuerdo, será  la propia administración andaluza la que fijará los servicios  mínimos, según ha informado a Europa Press Antonio Bazo (CCOO),  presidente del comité de empresa de Lipasam.

Durante la reunión, el comité de empresa habría defendido su  propuesta de un 15% de servicios mínimos en la recogida de  residuos sólidos urbanos (RSU) y del diez por ciento en los trabajos  de limpieza viaria, todo ello para la primera semana del paro  técnico, porque los porcentajes subirían un cinco por ciento en la  segunda semana y otro cinco por ciento en la tercera semana. La  propuesta de la directiva, según Bazo, ha partido nuevamente de unos  servicios mínimos del 40% los dos primeros días y del 60% desde el tercero.

Bazo ha explicado que el comité de empresa ha flexibilizado en "un cinco por ciento" su propuesta, aunque finalmente las partes no han  alcanzado un acuerdo y será la Administración autonómica la encargada de fijar qué servicios mínimos pesarán sobre la convocatoria de huelga. A menos de una semana de que entre en vigor la convocatoria  de huelga indefinida, Bazo ha querido lanzar un mensaje a la  directiva de la empresa y el Consistorio hispalense, pues "estamos  forzados a llegar a un acuerdo". "Si más tarde o más temprano  terminaremos encerrados en el Ayuntamiento para negociar hasta  encontrar un acuerdo, ¿Por qué no hacerlo ya?", ha enfatizado Bazo,  quien insiste en que el comité de empresa y la dirección "estamos  abocados a llegar a un acuerdo" que ponga fin a este conflicto  laboral.

El Ayuntamiento de Sevilla, de su lado, ha confirmado a Europa  Press que la reunión celebrada este martes ha finalizado sin acuerdo  y que será entonces la Junta de Andalucía la encargada de dictar los  servicios mínimos del paro técnico. Fuentes municipales han  resaltado, en ese sentido, que la propuesta de Lipasam para los  servicios mínimos era plenamente "acorde a las dimensiones de la  ciudad y compatibiliza el derecho a huelga y la salud pública". Así,  defiende el Ayuntamiento que la propuesta de la empresa se ajusta a  los servicios mínimos impuestos por la Administración autonómica para  la huelga vivida recientemente en el servicio de limpieza pública de  Granada capital.

Estas fuentes, así, han calificado de "inadmisible" la propuesta  del comité de empresa para los servicios mínimos y han defendido la  idea de que "la convocatoria de huelga es una irresponsabilidad,  porque es el momento de negociar y no de recurrir a estos paros  técnicos". Para el Gobierno municipal del Ayuntamiento, socio único  de Lipasam, la convocatoria de huelga responde a motivos "políticos o  sindicales, pero no de carácter laboral", mientras el Consistorio y  la empresa "trabajan en la viabilidad de Lipasam y en garantizar los  puestos de trabajo". Las mismas fuentes reiteran que "no se ha dejado  de negociar", pero que es necesario hacerlo sobre alternativas  "viables, ya que las propuestas que hace el comité de empresa ahora  no pueden ser aplicables al no ajustarse a la realidad".

De este modo, el Consistorio se muestra "abierto a continuar la  negociación y a encontrar fórmulas para mejorar la eficacia, siempre  que representen ahorro para los sevillanos y contención de sus  impuestos". "La convocatoria de huelga y las condiciones en las que  se ha convocado, no puede llevar a una negociación forzada, ni a  ningún chantaje ni presiones", insisten las fuentes municipales.

El motivo del nuevo paro técnico, según el comité de empresa de  Lipasam, no es otro que la fórmula elegida por la dirección para  aplicar la reducción salarial del cinco por ciento acordada para esta  sociedad municipal, así como el modelo de aplicación de la ampliación  de la jornada laboral a 37,5 horas semanales, aspectos ambos de  obligatorio cumplimiento y contenidos en el acuerdo firmado en abril  de 2012 entre las partes para desconvocar la huelga promovida  entonces en el marco de la negociación del nuevo convenio colectivo.

  • 1