Local

La Junta garantiza ayudas sociales a 400.000 familias sin ingresos

Aún se desconoce la cantidad que se destinará a la renta de subsistencia para las familias en paro

el 18 oct 2012 / 14:32 h.

TAGS:

Poco se sabe aún del Presupuesto andaluz para 2013, que debe aprobar la Junta como muy tarde el próximo día 31. Los números, que serán muy ajustados, son una incógnita, pero el Gobierno andaluz empieza a marcar sus prioridades. El Ejecutivo de José Antonio Griñán, empujado por IU, su socio en San Telmo, intenta encajar en las cuentas del año que viene una especie de renta de "subsistencia" destinada a los parados de larga de duración sin ningún ingreso y en cuya unidad familiar todos los miembros estén desempleados. Lo anunció el miércoles el portavoz de IU en el Parlamento, José Antonio Castro, y lo confirmó ayer la consejera de la Presidencia. Susana Díaz garantizó que el Presupuesto va a tener "un trato especial" para las 400.000 familias andaluzas que no tienen nada porque todos su miembros están sin trabajo.


En declaraciones a los periodistas, Susana Díaz dejó claro que el principal objetivo que van a tener las cuentas del próximo ejercicio va a ser la creación de empleo "porque hay 400.000 familias en este momento en Andalucía que tienen a todos sus miembros en el paro". Un año más, se sacrificará la inversión en obra pública para apostar por la lucha contra el paro y para mantener los servicios sociales. "No es el momento de las grandes infraestructuras, sino de que los ciudadanos perciban que les toca a ellos", aclaró la consejera. En cualquier caso, precisó que hay que analizar qué capacidad hay para generar empleo en una situación "muy difícil y adversa" donde los Presupuestos Generales del Estado no han ido por ese camino, según denunció Díaz.


La idea de la renta de subsistencia está aún muy verde. No hay cifra concreta ni tampoco se ha decidido cómo se va a articular, pero el Gobierno andaluz lo considera ya una realidad. El vicepresidente de la Junta, Diego Valderas (IU), consideró ayer "clave" dar una respuesta a la pobreza en Andalucía. Insistió en que es una prioridad "poner más recursos para el salario social, o los elementos de inclusión social", además de abordar "una renta básica con solvencia para las familias en dificultad", un ámbito en que, según aseguró, "ya se está trabajando". Desde el PSOE-A su portavoz parlamentario, Francisco Álvarez de la Chica, se mostró convencido de que el Presupuesto de 2013 "mirará a los ojos a los más necesitados" y de que el Ejecutivo de Griñán "no va a ignorar a miles de familias que lo están pasando muy mal". El PP-A, sin embargo, se mostró escéptico sobre la viabilidad de una nueva ayuda social. La vicesecretaria de Organización del PP andaluz, Ana María Corredera, preguntó al Gobierno andaluz "de dónde va a sacar el dinero" para esta ayuda.


El salario social, llamado oficialmente renta mínima de inserción, está en vigor en Andalucía desde finales de 1990, pero IU lo ve insuficiente. Esta ayuda consiste en una prestación económica mensual del 62% del salario mínimo interprofesional durante un máximo de seis meses. Estaba estaba pensada para las situaciones de emergencia estructurales y en el primer semestre de 2012 atendió a 18.916 familias.

  • 1