domingo, 09 diciembre 2018
23:59
, última actualización

La Junta puede exigir 1,2 millones al Consistorio por la residencia de Almadén

Igualdad reclama su apertura y el alcalde justifica el retraso en que el Consejo Consultivo anuló el acuerdo para su gestión.

el 11 mar 2012 / 20:14 h.

Una de las habitaciones de la residencia de mayores de Almadén de la Plata.

La residencia municipal de ancianos de Almadén de la Plata, que no se ha abierto a pesar de llevar construida y equipada un año aproximadamente, puede costarle muy cara al Ayuntamiento: la Junta de Andalucía podría reclamarle el dinero que aportó para su ejecución.

La Consejería de Igualdad y Bienestar Social, gracias al Plan Español para el Estímulo de la Economía y el Empleo (Plan E), invirtió 1,2 millones en este geriátrico de la Sierra Norte, de los 16,2 millones que llegaron a la provincia de Sevilla. Por ello, y para que esta inversión no caiga en saco roto, la Delegación Provincial de Igualdad y Bienestar Social ha decidido actuar.

El delegado provincial, Manuel Antonio Gálvez, explica que Igualdad y Bienestar Social ha reclamado al Ayuntamiento que para que se inaugure el centro tiene que subsanar algunas deficiencias, pero si hace caso omiso "se encargará un informe jurídico legal para saber si tenemos capacidad para obligar al Consistorio a que realice estas obras y ya en último lugar nos plantearemos reclamar al Ayuntamiento el dinero que destinamos para la residencia", sentencia.

Ante esta situación, Gálvez asegura que es el primer caso que se le ha dado de que sea la Junta la que apremie a una Corporación local para abrir un geriátrico, "siempre ocurre al revés". Y aún más cuando, según el delegado, Igualdad ya ha solicitado a la Consejería de Hacienda que se concierten 25 de las 48 plazas de residencia que tiene el centro.

El alcalde, el popular José Luis Vidal, justifica este parón en que el Consejo Consultivo ha declarado nulo el Pleno en el que se otorgó la concesión a la cooperativa El Roble, "por lo que estamos a la espera de que la asesoría diga qué debemos hacer". Vidal afirma que la solución llegará pronto y que no descarta que el Ayuntamiento se haga cargo de gestionar el geriátrico.

Sin embargo, las explicaciones que da el regidor no las comparten ni el gerente de El Roble, José Romero Alonso, ni el exalcalde y actual portavoz socialista, Julián Cabana. Ambos coinciden en señalar que "el alcalde sólo quiere confundir", porque, según explican, el Consejo Consultivo ha anulado el acuerdo plenario de las ordenanzas fiscales y de prestación de servicios, "nunca el de la concesión de la gestión" incluido en el mismo Pleno, dicen.

Romero Alonso culpa de que la residencia lleve prácticamente un año cerrada a que el actual regidor no aporta la documentación que Igualdad y Bienestar Social le reclama, pero reitera que a pesar de las "zancadillas" que está poniendo José Luis Vidal, "de la residencia de Almadén no nos puede echar nadie porque existe un contrato entre el Ayuntamiento y El Roble".

En este sentido, recuerda que su cooperativa ya ha invertido más de 300.000 euros en equipamiento para el centro de mayores, que tiene 48 plazas de residencia y 20 de estancia diurna, "unas instalaciones que está previsto que generen una treintena de puestos de trabajo".

Por su parte, el portavoz socialista teme que la actuación del alcalde ponga en peligro la concertación de plazas con la Junta de Andalucía, "y si esto sucede ningún vecino de Almadén de la Plata podrá ingresar en la residencia porque no podrá pagar los 1.400 euros que cuesta una plaza".

Asimismo, lamenta que no se estén teniendo en cuenta los empleos directos que generará este geriátrico, "a los que hay que sumar los indirectos". Cabana asegura que a esta situación se ha llegado por una cuestión política, que, según indica, no tiene sentido, "porque se está haciendo mucho daño al pueblo".

El exregidor reitera que un porcentaje muy elevado de los aproximadamente 1.600 vecinos de Almadén de la Plata son personas de avanzada edad, que necesitan esta instalación.

  • 1