domingo, 24 marzo 2019
05:03
, última actualización
Local

La Junta refuerza los controles en carreteras de Huelva para evitar la introducción del nematodo del pino

Desde el 1 de enero la UE exige a todas las maderas y embalajes procedentes de Portugal documentos acreditativos de su tratamiento.

el 24 ene 2010 / 18:43 h.

TAGS:

La Consejería de Agricultura y Pesca, junto con el Servicio de protección de la Naturaleza (Seprona), ha reforzado los controles que venía realizando desde el pasado 1 de enero en las carreteras que unen España con Portugal, en la provincia de Huelva, para evitar la introducción del nematodo del pino (Bursaphelenchus xylophilus), una enfermedad vegetal que puede provocar la muerte de masas de coníferas en pocos meses. Con esta medida se pretende impedir la propagación de esta plaga, que hasta la fecha sólo ha afectado a Portugal en toda la Unión Europea.

Para evitar el desarrollo de la enfermedad, la madera y las plantas procedentes de zonas infectadas, que circulen por la Unión Europea, deben cumplir una serie de requisitos. En el caso de plantas sensibles, madera en bruto y en rollo o aserrada, así como madera en forma de astillas, partículas o desperdicios deberán poseer un pasaporte fitosanitario que garantice que la carga ha sido inspeccionada y, en su caso, ha sido tratada adecuadamente. Por su parte, la madera elaborada en forma de palés, paletas de carga, cajas, vigas, etc, deberá ser distinguida con la norma NIMF 15 de la Organización para la Agricultura y la Alimentación -FAO-, que asegura que ha sido sometida a uno de los tratamientos autorizados.

Asimismo las Consejerías de Agricultura y Medio Ambiente vienen realizando inspecciones periódicas en los aserraderos y sus zonas de influencia, para detectar de forma precoz la posible introducción de la enfermedad y verificar la trazabilidad de la madera.

  • 1