Local

La Junta retirará la gestión del agua a los municipios que incumplan la ley

La Junta podrá retirar las competencias sobre el agua de los ayuntamientos o mancomunidades de municipios en situaciones de riesgo para la salud o cuando no cumplan con la legislación. Así lo establece el anteproyecto de la futura Ley de Aguas, que el Gobierno autonómico prevé aprobar antes de final de año.

el 16 sep 2009 / 01:33 h.

TAGS:

La Junta podrá retirar las competencias sobre el agua de los ayuntamientos o mancomunidades de municipios en situaciones de riesgo para la salud o cuando no cumplan con la legislación. Así lo establece el anteproyecto de la futura Ley de Aguas, que el Gobierno autonómico prevé aprobar antes de final de año.

La norma recoge diversas herramientas para garantizar que la gestión municipal del agua se ciña estrictamente a la ley y los consistorios garanticen la calidad y la cantidad del recurso así como que los usuarios paguen el precio real del agua. De este modo, no sólo se cumplirá la Directiva Marco de Aguas, de obligado cumplimiento en 2015, sino que se sentarán las bases para evitar la politización de la gestión hídrica. La retirada de competencias a los ayuntamientos y el bloqueo a las ayudas ambientales y para la financiación de obras de infraestructura hidráulicas son las dos principales herramientas que establece la ley para conseguir esos objetivos.

El anteproyecto de la ley es contundente y fija que la Agencia Andaluza del Agua podrá asumir la ordenación y gestión de los servicios de aducción y depuración "subsidiariamente y a costa de los municipios o de los entes supramunicipales del agua" cuando de la prestación del servicio se derive "grave riesgo para la salud de las personas o se incumpla de manera reiterada la normativa ambiental".

El Acuerdo Andaluz por el Agua, acordado con el sector y aprobado por el Consejo de Gobierno en febrero, establece que la Junta determinará unos parámetros mínimos de calidad del agua para toda Andalucía. Aunque éstos están aún por fijarse, la futura norma otorgará competencias a la Junta para retirar el control del agua a los ayuntamientos que no cumplan esas cotas de calidad, de manera que estos incumplimientos no se queden sin sancionar y sin resolver, como ocurre hasta ahora. De hecho, en torno al 65% de los municipios andaluces de menor tamaño no depura bien sus aguas actualmente. De mantenerse este porcentaje en 2015, Andalucía incumpliría de forma flagrante la Directiva Marco de Aguas, lo que supondría afrontar sanciones europeas que podrían implicar la retirada o suspensión de fondos europeos.

La Junta también podrá aplicar otras dos medidas sancionadoras en el caso de que los municipios que sufran grandes pérdidas de agua en sus redes de distribución. La primera actuación prevista en la ley es que, en estos casos, la Agencia Andaluza del Agua, elaborará un plan de actuación que podrá "limitar temporalmente los incrementos de suelo urbano" en el municipio.

Otra actuación prevista por el Gobierno autonómico en estos casos es que los ayuntamientos o entidades supramunicipales incumplidores "no podrán ser beneficiarias de financiación de la Junta de Andalucía" destinada a estas infraestructuras de conducción del agua.

Puede consultar el anteproyecto de ley en la web: www.agenciaandaluzadelagua.com

  • 1